El Pleno de la Cámara de Diputados aprobó por 435 votos a favor, cero en contra y cero abstenciones, reformas al artículo 152 de la Ley del Instituto de Seguridad Social para las Fuerzas Armadas por la que se otorga mayor número días de reposo para las elementos de las Fuerzas Armadas que se conviertan en madres.

De acuerdo con el proyecto aprobado y turnado al Senado de la República para su discusión se prevé que por solicitud del personal femenino se pueda transferir hasta medio mes de licencia por maternidad para después del parto.

Asimismo, se prevé que “la licencia posterior al parto aumentará dos meses adicionales, en caso de que los hijos hayan nacido con cualquier tipo de discapacidad o requieran atención médica hospitalaria, previa presentación del certificado o dictamen correspondiente expedido por médicos militares o navales especialistas en servicio activo”.

“Esta iniciativa… adiciona dos párrafos al artículo 152 de la Ley del Instituto de Seguridad Social para las Fuerzas Armadas Mexicanas, a fin de homologarlo con el artículo 170 de la Ley Federal del Trabajo.

“El objeto de esta reforma es que el personal militar femenino pueda modificar las semanas en que goza de su licencia de maternidad, tomando en consideración su estado de salud y el trabajo que desempeñe, salvaguardando en todo momento la salud de las madres y sus descendientes”, indicó la legisladora del PRI, Mariana Rodríguez Mier y Terán.

Por su parte, el diputado de Morena Armando Javier Zertuche Zuani, indicó que con la aprobación de las modificaciones al artículo se da cumplimiento también a acuerdos internacionales firmados por México.

“El dictamen que aprobaremos es un acto elemental de justicia para el personal femenino de nuestras Fuerzas Armadas. De igual forma constituye un ajuste legal a las disposiciones del derecho internacional que el Estado mexicano ha suscrito y que son de cumplimiento obligatorio en todo el país”, dijo.

A su vez, la diputada del PAN, Madeleine Bonnafoux Alcaraz, indicó que las modificaciones al artículo no significan un logro en materia laboral sino un beneficio para los niños.

“La flexibilidad que pretende esta reforma con respecto al periodo previo y posterior al parto no es un capricho o un logro en materia laboral, sino que es un claro beneficio hacia el enaltecimiento del valor que tiene para nuestra sociedad la vida y la defensa del menor. En específico, subrayamos la ventaja de ampliar este periodo en los casos de nacimientos de niños con discapacidad o que requieran de algún cuidado especial”, indicó.