El consejero electoral Ciro Murayama informó que se detectaron en el país 79 casos en los que candidatos a puestos de elección popular en los comicios del pasado 1 de julio rebasaron los topes de gastos de campaña.

“Estamos analizando si se trata de candidatos que hayan resultado ganadores. En el ámbito federal son nueve rebases; una fórmula al Senado en Tlaxcala que no quedó en primer lugar y ocho candidatos a diputados pero, de ellos, sólo dos resultaron ganadores; un rebase es por 1.33% y el otro por 0.88%, es decir, desde nuestra perspectiva no está en riesgo ningún cargo de elección federal”, dijo al salir de la sesión de la Comisión de Fiscalización del Instituto Nacional Electoral (INE) realizada este lunes.

Por otra parte, el consejero que encabeza la Comisión de Fiscalización indicó que derivado de las inspecciones en Internet, en campo y en las casas de campaña de los candidatos a algún puesto de elección tanto a nivel federal como local, se observó que se dejaron de reportar al INE 368 millones de pesos; de los cuales 203.5 millones corresponden a las campañas a nivel federal y 164.5 a campañas locales.

Más temprano este lunes y después de decretar un receso de la comisión, Murayama indicó que había más de 10,000 observaciones sobre la fiscalización de las candidaturas a puestos de elección popular tanto a nivel federal como local.

“Hay desde amonestación pública a multas económicas”, dijo el consejero del INE.

Los resultados de la fiscalización, agregó el consejero, se harán del conocimiento de los partidos este martes y tendrán seis días para presentar alguna apelación ante el máximo instituto electoral del país, con miras a que sea el próximo 6 de agosto cuando en sesión del consejo general con los 11 consejeros que lo integran se concluya la etapa de fiscalización.

De acuerdo con Murayama, en las elecciones del primer domingo de julio las campañas de 17,699 candidatos; 2,053 a puestos de elección federal y 15,646 a puestos locales, le costaron a los mexicanos 4,709 millones de pesos, mientras que por parte del sector privado hubo un financiamiento por 625 millones de pesos.

[email protected]