Por deficiencias detectadas en sus apenas dos años de operación, el Senado derogará hoy el Registro Nacional de Usuarios de Telefonía Móvil (Renaut) y en sustitución creará un nuevo modelo que pretende la geolocalización inmediata de los celulares desde donde los delincuentes cometan extorsiones, intentos de secuestro o amenazas.

Mediante diversas reformas legales, el Senado contempla un ordenamiento para que la Secretaría de Gobernación y la Comisión Federal de Telecomunicaciones remitirán al Congreso de la Unión un informe sobre el uso de los datos contenidos en Renaut, en donde comprometan medidas destinadas a garantizar el resguardo y eventual cancelación de la base de datos de los usuarios que dieron de alta sus líneas en ese instrumento.

El nuevo mecanismo que sustituirá al Renaut, el cual será aprobado hoy en el pleno del Senado, ordena a los concesionarios o permisionarios del servicio de telefonía celular colaborar con las autoridades en la localización geográfica, en tiempo real, de los equipos de comunicación móvil asociados a una línea que se encuentren relacionados con investigaciones en materia de delincuencia organizada, narcotráfico, secuestro, extorsión o amenazas.

Lo anterior a solicitud del Procurador General de la República, de los procuradores de las entidades federativas.

Contempla sanciones de uno a cinco años de prisión y de 1,000 a 10,000 días de multa al responsable operativo del concesionario o permisionario del servicio de telecomunicaciones que se rehusare a cooperar con la geolocalización inmediata del aparato celular.

También se ordena a los concesionarios prestar asesoría técnica a las autoridades competentes para la instalación y operación de equipos que permitan bloquear o anular las señales de telefonía celular, de radiocomunicación, o de transmisión de datos o imagen dentro del perímetro de centros de readaptación social.

Esta reforma fue impulsada por los senadores, a propuesta del presidente de la organización México SOS, Alejandro Martí, y la señora Isabel Miranda de Wallace.

El Renaut no perderá vigencia mientras la Cámara de Diputados no apruebe estas reformas.