Santiago Creel, precandidato panista a la Presidencia de la República, reconoció que el formato del debate del martes no fue satisfactorio, por lo que solicitará a la Comisión Nacional de Elecciones del instituto político valorar la posibilidad de modificarlo.

Dijo que se deben revisar los temas a abordar en el siguiente encuentro -previsto una semana antes de la elección interna-. Descartó que, de modificarse el formato, se apueste por recurrir a las descalificaciones o raspones entre los contendientes .

Creel Miranda hizo una valoración del encuentro entre los tres precandidatos. Dijo que fue resultado de las reglas. La expectativa era otra, sobre todo, para la opinión pública. Por eso voy a hablar seriamente con la Comisión (Nacional de Elecciones), porque si lo que se está esperando es otro debate para tener otra vez las mismas críticas, creo que no le estamos haciendo ningún favor al partido.

Vamos a hablar de violencia, empleo, cosas muy concretas. Vamos a pedir que se revise para que sea algo correcto; o sea, nadie está esperando que sea de descalificaciones. Estamos esperando un contraste de ideas y propuestas .

Confió en ganar la elección interna -el 5 de febrero-, por lo que la posibilidad de declinar en favor de alguno de sus compañeros está descartada. Menos, dijo, podría existir un pacto entre Vázquez Mota y él para enfrentar a Cordero.

Por su parte, el coordinador del PAN en el Senado, José González Morfín, aseguró que no fue tibio el debate entre los aspirantes presidenciales de ese partido, sino que fue una representación de intercambio de ideas que deberá continuar, dijo, para que los panistas tomen la decisión de quién será su abanderado presidencial.

Así, González Morfín atajó las críticas con respecto a que no hubo debate entre Josefina Vázquez Mota, Santiago Creel y Ernesto Cordero, sino una simple exposición de sus plataformas políticas.

En conferencia de prensa, Morfín dijo: El debate (del martes) es un buen ejercicio democrático al interior del PAN, estamos en una contienda interna, los que tienen que decidir en este momento por quién votar o a quién quieren de candidato a la Presidencia de la República somos los panistas.

Entonces, me parece que es un ejercicio muy dirigido a los panistas. Y yo creo que fue un buen ejercicio democrático, se inscribe en las muy tradicionales prácticas democráticas del PAN. Yo espero que se puedan dar más , afirmó.

politica@eleconomista.com.mx