El director editorial del periódico El Mañana de Matamoros, Enrique Juárez Torres, fue secuestrado por un grupo de hombres armados, quienes más tarde lo liberaron golpeado y amenazado de muerte.

De acuerdo con la versión publicada en su periódico, hombres armados irrumpieron violentamente a la redacción del diario, para reclamar la publicación sobre los hechos violentos que se registran en la frontera desde el domingo.

Alertado por personal de la planta baja acerca de la presencia de hombres armados, Enrique Juárez tomó un cuchillo y les hizo frente, pero uno de los atacantes tomó un garrafón y se lo arrojó. Enseguida, el directivo del periódico fue sacado por la fuerza del edificio y subido con violencia a una camioneta. ¡Te vamos a quebrar! , amenazó uno de los agresores.

A bordo del vehículo, el director de El Mañana de Matamoros fue golpeado en el vientre y la cabeza, mientras lo acusaban de ser el responsable de las publicaciones sobre los hechos de violencia y bloqueos de carreteras. Luego de varias vueltas, el director editorial fue liberado a las afueras del periódico, no sin antes repetir las amenazas de muerte.

No hay alerta: Procurador

El procurador de Tamaulipas, Ismael Quintanilla, aseguró que no debe haber alerta en la población a pesar de los bloqueos y las balaceras suscitados en Matamoros y Reynosa, principalmente. La población en Tamaulipas no ha sido afectada por los enfrentamientos violentos que se registraron , afirmó. Aseguró que las acciones que se han suscitado en el estado desde el domingo pasado son efecto del ataque frontal por parte de los tres niveles de gobierno en contra de las organizaciones delictivas. Son grupos fragmentados; todo lo que está sucediendo es consecuencia del ataque frontal que está haciendo el gobierno de los tres niveles , aseveró.

Nuevos bloqueos carreteros

A través de la página Valor por Tamaulipas se reportaron nuevos bloqueos entre las vialidades de Fidel Velásquez y Presidentes en Matamoros, y caravanas de camionetas en las que viajaban hombres armados en Río Bravo.

A través de las redes sociales, usuarios reportaban desplazamiento de los elementos del Ejército, la Policía Federal y estatal, así como sobrevuelos de helicópteros de las fuerzas federales en Matamoros y Reynosa.