Los integrantes de la Marcha por la Verdad, la Justicia y la Paz que encabezó el poeta Javier Sicilia, lamentó que el presidente Andrés Manuel López Obrador no haya aceptado recibirlos, y rechazaron ser atendidos por funcionarios del gabinete de seguridad federal.

En la plancha del Zócalo de la Ciudad de México, luego de cuatro días de caminata desde Cuernavaca, Morelos, el poeta Javier Sicilia, acompañado de decenas de familiares de víctimas de la violencia, entre ellos la familia LeBarón, dijo que no aceptaban ser recibidos por el gabinete, ya que no es un tema que debe abordarse con balazos, pero tampoco con abrazos como sugiere el Presidente.

Planteó que se requiere una política de justicia transicional, que sea elaborada en conjunto con las víctimas de desapariciones, homicidios y desplazados.

Sicilia pidió al presidente Andrés Manuel López Obrador no tratar como un "show" a las víctimas de la inseguridad.

“Nosotros, al caminar hasta aquí, hemos cumplido con nuestro deber, con aquello a lo que la palabra y la poesía, que custodia el sentido de una tribu, nos llama y que defenderemos siempre. Tú, en cambio, como Presidente, tienes la disyuntiva de continuar caminando hacia el horror que los primeros pasos de tu gobierno han transitado o de unirnos y llevarnos a todas y a todos mediante una política de Estado basada en la verdad, la justicia, el respeto y el fortalecimiento de las autonomías indígenas y de los municipios, hacia una verdadera transformación, hacia esa esperanza a la que un día nos llamaste y a la que hoy esta nación ensangrentada te convoca”, expresó Javier Sicilia.

Luego de ello, una comitiva de integrante de la caravana ingresaron a Palacio Nacional únicamente para entregar la carta de Javier Sicilia y algunos documentos que dijeron forman parte de las propuestas para elaborar una justicia transicional.

[email protected]