Los Presidentes de Sudáfrica, Josep Zuma, y de México, Felipe Calderón Hinojosa, sostuvieron esta mañana en Pretoria una reunión donde trataron temas de la agenda bilateral de estas naciones.

Maite Nkoana-Mashabane , Ministra de Relaciones Exteriores de Sudáfrica, estuvo presente en la reunión, indicó la presidencia de esta nación. Aunque su homóloga mexicana Patricia Espinosa acompañó a Calderón no se precisó si estuvo presente en la misma.

El mandatario mexicano llegó muy temprano por la mañana a esta ciudad, a invitación del jerarca sudafricano para presenciar la ceremonia de inauguración y el primer partido de la Copa del Mundo de Futbol, que disputarán las selecciones de estos países.

Felipe Calderón realizó un viaje que duró 23 horas y tuvo dos escalas antes de aterrizar en Johannesburgo, lo hizo acompañado de su esposa, Margarita Zavala, de la Secretaria de Relaciones Exteriores, Patricia Espinosa, el jefe del Estado Mayor Presidencial, General Jesús Castillo, y de su secretaria particular, Aitza Aguilar.

Hoy a partir de las 16:00 horas en el estadio Soccer City se efectuará el citado encuentro, que marcará historia en el balompié pues por primera vez se disputará la máxima fiesta del deporte más popular del mundo en el continente africano.

Según estimaciones de FIFA, unos siete mil 500 mexicanos se desplazaron a esta tierras desde su país y otra cifra similar, de quienes viven en Estados Unidos, completaron unos 15,000 aficionados para apoyar al equipo Tricolor en Sudáfrica 2010.

Los mandatarios se trasladaron al escenario donde se dará la patada inicial a la XIX Copa del Mundo de Futbol, en una comitiva de varios automóviles y que fue escoltado por varias patrullas de la policía sudafricana, que con las sirenas encendidas abrieron paso al convoy, en una ciudad caótica por el tránsito motivado por la alegría del inicio de la Copa del Mundo 2010.

Además de Calderón el jerarca sudafricano invitó a casi la totalidad de los mandatarios de los países de este continente, pues este torneo es motivo de fiesta al ser albergado por vez primera por una nación de esta región del mundo.

Al concluir el partido, Calderón Hinojosa y su comitiva regresarán de inmediato a su país.

/doch