Luego de que el pasado 19 de marzo el Consejo General del Instituto Nacional Electoral (INE) aprobara reglas para evitar la sobrerrepresentación de una agrupación política en la Cámara de Diputados, el líder nacional de Morena, Mario Delgado, anunció que impugnará tal acuerdo ya que, acusó, es una maniobra que pretende evitar que su partido vuelva a obtener la mayoría en San Lázaro.

Según lo estipulado por el INE, los nuevos criterios con los que asignará las 200 diputaciones plurinominales de la Cámara de Diputados y con los que busca evitar la sobrerrepresentación legislativa se basarán en la “afiliación efectiva”.

Esto quiere decir que el INE verificará la afiliación partidista vigente, con corte al 21 de marzo, de cada una de las candidatas y los candidatos ganadores por el principio de mayoría relativa, para que el triunfo sea contabilizado a favor del partido con el cual el o la candidata ganadora está registrada.

Según los consejeros, esto evitará que un partido en lo individual o coalición exceda el 8% de sobrerrepresentación permitida en la Constitución.

Ante lo anterior, Mario Delgado, presidente de Morena, dijo que se trata de una estrategia para quitarle la mayoría a su partido en la Cámara de Diputados.

En redes sociales, el morenista aseguró que diversas encuestas señalan a su partido como posible ganador de la mayoría de las curules en el poder Legislativo en los comicios del 6 de junio por lo que, dijo, esta medida está motivada por los partidos opositores, además de reprochar que el acuerdo fuera tomado a tres meses de la elección.

maritza.perez@eleconomista.mx