“No vamos a permitir, no nos quedaremos cruzados de brazos, no me gustan las injusticias y por eso estamos avalando la denuncia, ya estuvo bien, sé que voy a recibir amenazas, ataques, pero voy a seguir dando la cara”, enfatizó Cuauhtémoc Blanco, gobernador de Morelos, al presentar una denuncia de hechos en la SEIDO contra el exgobernador del PRD, Graco Ramírez Garrido Abreu.

Al respecto, Samuel Sotelo, responsable legal del gobierno del estado de Morelos, precisó que la denuncia de hechos es por posibles actos “que pudiesen llevar a constituir los delitos de delincuencia organizada, defraudación fiscal por 22 millones de pesos y operaciones con recursos de procedencia ilícita” en contra del exgobernador.

La denuncia incluye a la esposa del exmandatario Graco Ramírez, Elena Cepeda de León, a su hijastro, Rodrigo Gayosso Cepeda, y al notario Alberto Javier Barona Lavín.

Samuel Sotelo expuso que el contenido proviene de denuncias ciudadanas y periodísticas que tienen que “ver con actos de compra-venta de dos bienes inmuebles en la ciudad de Cuernavaca, Morelos; por lo que seremos coadyuvantes porque se siguen integrando otros indicios y pudiera haber de igual forma tráfico de influencias”, pero eso lo determinará la Fiscalía General de la República.

Por último, Cuauhtémoc Blanco manifestó: “No me gustan las injusticias, por eso estoy avalando la denuncia, no se vale lo que le hicieron al estado de Morelos, no nos vamos a dejar dado que empobrecieron a la población, ya estuvo bien, voy a recibir amenazas, ataques y voy a seguir dando la cara”.