El Presidente Andrés Manuel López Obrador dio a conocer que entregó al presidente del Consejo Coordinador Empresarial (CCE), Carlos Salazar Lomelí, un oficio con los nombres de 15 personas y empresas que adeudan impuestos por 50,000 millones de pesos, recursos con los que, dijo, se podrían comprar hasta 40,000 ventiladores respiratorios o aumentar hasta 3 millones los apoyos a las pequeñas y medianas empresas (Pymes) y comprar demás insumos médicos.

“Le mandé el oficio con los 15 grandes empresarios, las 15 grandes corporaciones que le deben a la hacienda pública y que tienen para pagar, que deben; incluidas multas y recargos, 50,000 millones de pesos (…) para que en una de esa (Carlos Salazar Lomelí) nos ayude a cobrar”, informó el mandatario mexicano en conferencia de prensa.

Explicó que por cuestiones legales y de dignidad no dará a conocer los nombres, sin embargo, estableció que es posible que a quienes adeudan estos recursos se les haga un recorte del pago, si así lo estipula la ley.

Abundo que, si el pago se realiza a través de un abono o un acuerdo, para que por lo menos se cubran 25,000 millones, “todo esto en el marco de la legalidad aclaro, ya es un millón más de créditos y el resto se ve si hay posibilidad, de acuerdo con la ley, de quitar recargos, multas, por ejemplo, si legalmente es posible. Lo que ya no se puede hacer es la condonación, eso está prohibido, de eso no se puede hacer nada, ni el presidente”, subrayó el mandatario.