El presidente Andrés Manuel López Obrador aseguró que México contribuirá a estabilizar los precios del petróleo, los cuales se desplomaron en los últimos días.

Y es que se refirió a la propuesta de México de reducir 100,000 barriles diarios en los próximos dos meses para bajar de 1.7 millones de barriles diarios producidos en marzo a 1.6 millones por día, y así formar parte del consenso de los países petroleros de la OPEP y no alineados por estabilizar los precios del petróleo.

López Obrador dijo que para México ha sido muy difícil hacer una reducción en la producción y por parte de las naciones que forman parte de la OPEP se pedía una disminución de 23% de la producción nacional. Pero los grandes productores, indicó el Ejecutivo, están en una producción de 12 millones de barriles, mientras que para México la baja representaba unos 400,000 barriles.

Explicó que tras una llamada con el presidente Donald Trump el jueves, se acordó la reducción para México, a partir de mayo, de los 100,000 barriles por día, mientras que la Unión Americana se comprometió a reducir adicionalmente 250,000 barriles de crudo.

"No podíamos el 23 (por ciento)", argumentó López Obrador durante la conferencia mañanera de este viernes. 

Puntualizó que durante la reunión de la OPEP se explicó que para México ha sido muy difícil mantener la producción, ya que ni con la llamada Reforma Energética se alcanzó a producir más.