Dependiendo de los gustos e intereses del viajero o visitante, se puede diferenciar al turismo en: cultural, deportivo y de aventuras, rural o ecoturismo, gastronómico, entre otros.

Este sector representa uno de los principales motores económicos para México; en el 2016 se tuvo un crecimiento real anual de 3.7% posicionándose como el octavo destino turístico mundial por llegada de visitantes internacionales y como el decimocuarto lugar por el ingreso de divisas derivadas del turismo.

De acuerdo con cifras de la Secretaría de Turismo (Sectur), en el segundo trimestre del 2017, la población ocupada en el sector turismo de México alcanzó la cifra de 4 millones 30,762 empleos, lo que significó un máximo histórico de la serie 2006-2017, ya que representó 8.5% del empleo nacional.

Como consecuencia de este crecimiento económico, la demanda de inversión tanto en servicios como en infraestructura se convierte en una oportunidad de negocio.

En julio del 2016, el Inegi publicó información especial referente a las estadísticas de turismo derivadas de los censos económicos 2014 en la cual detallan que en ese año (2014) en el sector turismo en México existía un total de 493,075 unidades económicas que desempeñaron actividades relacionadas al turismo.

Las entidades federativas que registran una mayor participación de unidades económicas turísticas con respecto al total de cada entidad son cuatro: Quintana Roo (23.1%), Baja California Sur (19.2%), Nayarit (16.3%) y Guerrero (15.6 por ciento).

Por su parte Aguascalientes tuvo una participación de 12% de unidades económicas turísticas con respecto al total de la entidad, ligeramente arriba del promedio nacional de 11.7 por ciento.

Con el objetivo de revalorar a un conjunto de poblaciones del país que siempre han estado en el imaginario colectivo de la nación y que representan alternativas frescas y diferentes para los visitantes nacionales y extranjeros, la Sectur desarrolló en el 2001 el programa de Pueblos Mágicos, definiéndolo como una localidad que tiene atributos simbólicos, leyendas, historia, hechos trascendentes, cotidianidad, magia que emana en cada una de sus manifestaciones socioculturales, que significan una gran oportunidad para el aprovechamiento turístico.

En este contexto, en el 2012 se le dio esta clasificación a uno de los municipios de Aguascalientes: Real de Asientos; posteriormente a Calvillo (2012), y finalmente a San José de Gracia (2015), presentándose particularmente estos municipios como oportunidades de inversión en el sector turístico.

En la siguiente emisión hablaremos sobre las oportunidades de negocio en el turismo rural de Aguascalientes.

*Cupertino Gerón Díaz, Feliciano Martínez Valenzuela y Olga Trinidad Mejía son Residente Estatal, Especialista y Promotora de FIRA en Aguascalientes, respectivamente. La opinión es de los autores y no necesariamente coincide con el punto de vista oficial de FIRA.

[email protected], [email protected]  y [email protected]