El estado de Tamaulipas está integrado por 43 municipios con una población total de 3.269 millones de habitantes. De acuerdo con Inegi (2016), aporta 2.9% del PIB nacional (lugar 11 nacional) y 3.1% del PIB del sector primario (lugar 13 nacional). Tiene una superficie total de 7.98 millones de ha que representa 4.1% del territorio nacional

De esta extensión, 4.97 millones de ha son de uso pecuario (63%), 1.52 millones de ha de uso agrícola (19%), de las cuales 973,000 ha son de temporal y 551,000 ha son de riego, el resto son de uso forestal, principalmente.

De acuerdo con el valor de la producción, las principales oportunidades de negocio en el sector agropecuario son: sorgo y oleaginosas (primer lugar nacional), naranja y cebolla (segundo lugar), ganado bovino (exportación de becerros, tercer lugar), limón (quinto lugar) y caña de azúcar (sexto lugar).

El sorgo con un valor de la producción de 6,364 millones de pesos y un volumen de producción de 2.2 millones de toneladas es la red más importante que se desarrolla en el estado, debido a las condiciones agroclimáticas de la zona norte que permiten un buen desarrollo del cultivo durante el ciclo agrícola otoño-invierno y por sus bajos requerimientos hídricos es posible obtener rendimientos aceptables aun en condiciones de temporal.

En la actividad ganadera, el estado de Tamaulipas presenta ventajas competitivas que permiten a la red de bovinos su desarrollo como la segunda en importancia después del sorgo —contribuye al Producto Interno Bruto (PIB) agropecuario con un valor 4,007 millones de pesos— con alrededor de 20,000 unidades de producción pecuaria y un inventario ganadero de 637,000 vientres en producción, siendo el principal destino de la producción de becerros la exportación en pie a Estados Unidos, gracias a la clasificación y estatus sanitario, otorgado por el Departamento de Agricultura de este país, además de la buena genética de sus hatos.

En este contexto, el impacto de los programas de crédito y apoyos de los Fideicomisos Instituidos en Relación con la Agricultura (FIRA) ha sido relevante para el desarrollo del estado, al observarse durante el periodo 2014–2017 una tasa de crecimiento media anual de 19% en términos reales en el saldo de cartera de crédito, registrando en el 2017 un saldo de crédito de 5,545 millones de pesos. Para el ejercicio 2018, se proyecta un saldo de cartera superior a 6,500 millones de pesos.

En la segunda parte del artículo se expondrá la participación que ha tenido FIRA para impulsar el desarrollo del sector agropecuario y rural del estado de Tamaulipas.

*Mariano Medina Hernández es residente estatal de FIRA en el estado de Tamaulipas. “La opinión aquí expresada es del autor y no necesariamente coincide con el punto de vista oficial de FIRA”.

[email protected]