De los que en 1941 cursamos primaria con los Maristas, Colegio México, Mérida 50. ¿Qué pasaba cuando teníamos siete años de edad?

Ávila Camacho en la Silla, uniforme militar, 2.5 millones de votos del total de 2.6 de votantes. Omnipotencia de la CTM en un medio obrero raquítico. Toman victoria 20 millones de mexicanos y no pueden estar equivocados, 1.7 en el DF. La esperanza de vida es de 50 años y escasos 45,000 habitantes tienen 85 o más. Gente mayor de la decena que es analfabeta, 7.5 millones. Enfermedades infecciosas y parasitarias, causa de casi 50% de muertes, prácticamente han desaparecido. ¿Creen que apenas 300,000 personas son derechohabientes en instituciones de seguridad social? La población en el campo casi duplica a la urbana, 70% de ocupados lo están en actividades primarias y, de 3.9 millones de viviendas, 2.6 son de madera, embarro y, sobre todo, adobe. Aún no producimos infinidad de manufacturas, como coches y televisores. Nos comunicamos por carta (3,800 oficinas de correos) y telegrama (680 administraciones), pocos teléfonos, únicamente 180,000 aparatos en servicio. Casi no viajamos dentro del país, porque no hay medios para hacerlo: 94,000 automóviles, 10,000 camiones de pasajeros y 42,000 de carga, eso sí, muchas carretas, 72,000; hay registrados 300 aviones, entre comerciales y privados. El DF ocupa 12,000 hectáreas, se concentra en el hoy Centro Histórico y un poco de las delegaciones vecinas; no abarca Álvaro Obregón, Cuajimalpa, Magdalena Contreras, Tlalpan, Iztapalapa, Tláhuac, Xochimilco y Milpa Alta, eminentemente rurales. Huelga de tranvías en la capital. Tromba en el Ajusco causa el desbordamiento de los ríos la Piedad, Churubusco, Remedios, Consulado “y otros”, según efemérides de Galván, que también consigna, entre muchos acontecimientos, que en Acapulco el gobierno embarga el yate Vita, con riquezas traídas por republicanos españoles, que se autoriza la matanza de caballos en rastros del DF y que rompemos relaciones con Alemania e Italia, porque estas naciones declaran la guerra a Estados Unidos.

México vive un muy largo periodo de paz durante el cual tienen lugar, lentamente, imperceptiblemente para el ojo que sólo capta la instantánea fotográfica, importantes y esenciales cambios, para mejorar. Los candidatos prometen cambio, como la demagogia pide. Se ha de dar, en el mejor de los casos, con la misma lentitud de antaño, si el gobierno es prudente e inteligente y si la sociedad civil lo vigila y exige cuentas.

Pablo Aveleyra

Escritor

En lontananza

Estudió la Licenciatura en Economía en el ITAM. Prolífico autor que en sus obras ha abordado temas como la economía, la sociología y las finanzas.