En época de volatilidad se vuelve complicado determinar productos que podrían ser defensivos y dar resultados positivos. Así también la situación actual de México, que podría no dar la seguridad al inversionista en que sería el momento adecuado para invertir en el mercado de renta variable. Como se ha comentado en este espacio, la tendencia suele ser alcista en el largo plazo y una decisión que se puede tomar en el monto que se tiene estimado a invertir es hacerlo cuando la Bolsa se comporta a la baja, para comprar barato y en el largo plazo vender caro, obteniendo una ganancia.

Para lograr esto, es importante percatarse del comportamiento de algunas estrategias a través de la historia. Y una de ellas a analizar es la del Índice S&P/BMV Rentable, que considera en los pesos de su muestra a las emisoras más bursátiles de México y con altas tasas de dividendos, aún en tiempos sin precedentes. El objetivo del análisis es identificar la recuperación en épocas de crisis de dos Índices de Renta Variable México, ya que esa recuperación se verá reflejada en el portafolio del inversionista del periodo a analizar.

El resultado se podrá describir de la siguiente forma tomando como muestra dos ejemplos. El primero, durante la crisis financiera del 2008; el segundo, durante el llamado “lunes negro” registrado en enero del 2011. En ambos casos se demuestra que la Estrategia de Dividendos a través del Índice S&P/BMV Rentable tiende a recuperarse en menor tiempo vs el Índice Tradicional, como es el S&P/BMV IRT, con un resultado final de 247 días para la recuperación desde el nivel más bajo hasta el nuevo máximo, para el primer ejemplo contra 386 días del índice tradicional; en el segundo caso el resultado es de 163 días para la recuperación desde el nivel más bajo hasta el nuevo máximo histórico, contra su índice de referencia el cual tardó 179 días en alcanzar niveles comparables.

Adicional a la ventaja del tiempo de recuperación, el retorno efectivo desde cada una de las fechas de inicio (27/10/2008 y 05/01/2011) al 31 de julio del 2020, resulta en una ganancia en el primer periodo superior al 100%, si estuvieras invertido en el Índice S&P/BMV Rentable y no en el Índice tradicional, y en el segundo periodo es superior a 30% para el Índice S&P/BMV Rentable contra el tradicional. Y si se compara el retorno de 5 años al 31 de julio del 2020, el Índice S&P/BMV Rentable tiene un rendimiento positivo de 2.50%, mientras el S&P/BMV IRT un rendimiento negativo de 7.41 por ciento.

Se vuelve importante identificar el producto que tanto en tiempos de crisis y estables, le dará valor a tu portafolio, como en el caso del Índice S&P/BMV Rentable, mismo en el que puedes invertir a través de un ETF.

Siempre que se quiera hacer una inversión es importante acercarse a los especialistas, quienes sabrán cómo orientar a sus clientes de acuerdo con las expectativas de los mismos y el comportamiento de los mercados.

*La autora es BBVA Asset Management |Executive Director ETF's.

deliacarolina.soto@bbva.com