Hace un año las célebres palabras de Mafalda resonaban por los cinco continentes cuando el Covid-19 llegó, el mundo se paró, y la humanidad se quería bajar. No obstante, hoy la historia es muy diferente, porque con todo y virus el planeta no para.

En el continente americano de sur a norte, la cosa está que arde. Hay tensiones crecientes entre Venezuela y Colombia, e incluso Nicolás Maduro ha enviado 1,000 milicianos al estado fronterizo de Apure, en donde se han producido enfrentamientos  con disidentes de la exguerrilla de las FARC, para que al unirse a la FANB (Fuerza Armada Nacional Bolivariana) puedan aplicar la doctrina cubana de la “Guerra de todo el Pueblo.”

Táctica diseñada para que en caso de una guerra asimétrica, las fuerzas armadas sean reforzadas por la milicia y "el pueblo en armas”. Mismo que en Perú se enfrentará en las urnas en el marco de una segunda vuelta electoral, en una final de infarto en donde los ciudadanos decidirán si la extrema izquierda de Pedro Castillo o la extrema derecha de Keiko Fujimori, dirigirán el país. En una fecha que también será importante para México.

Porque este 6 de junio, en el marco de las elecciones federales en las que se elegirán 15 gobernadores , 500 Diputados Federales, 1,063 Diputaciones Locales , 1,926 Alcaldes, 2,122 Sindicaturas y 15,107 Regidurías, con las que se cambiará o se reafirmará el rumbo del país.

Mientras que la crisis migratoria que se vive en la frontera norte dominará la conversación con Estados Unidos por los próximos meses y se hará más central conforme se acerquen las elecciones de medio término de nuestro vecino. En donde voces como las del gobernador de Texas, Gregg Abbott, sin duda capitalizarán el legado del Trumpismo. Como lo ha hecho recientemente al pedirle a Joe Biden que incluya a los cárteles mexicanos, en la lista de organizaciones terroristas internacionales.

Consideración que ya había sido expresada por Trump. Al igual que una política exterior destinada a contener a China en el continente asiático, que hoy permanece presente bajo la administración demócrata y que se reafirma con la reciente visita del Primer Ministro de Japón, Yoshihide Suga, a Washington.

Cumbre que fue la primera reunión en persona entre un mandatario extranjero y el presidente estadounidense, desde que asumió el cargo el pasado enero, y que tuvo la agenda centrada en fijar una estrategia común frente al gigante asiático, así como en zonas como el Mar de China Oriental, el Mar de China Meridional y Corea del Norte.

Además de expresar el interés de la isla en que Estados Unidos regrese al TPP, del que el exmandatario los sacó, y que nos recuerda que más allá de lo económico, la atención del mundo estará centrada en Asia.

Mientras tanto en Europa, Alemania aprueba endurecer su ley contra Covid-19 que incluye toques de queda estableciendo que a partir de un umbral de 100 nuevos casos cada 100,000 habitantes en tres días, el Estado federal podrá decidir la aplicación de estas medidas. Proyecto que aún espera ser ratificado por el parlamento y que podría convertirse en un precedente importante a nivel mundial.

Finalmente, en el trecho que une a Europa con Asia, Rusia responde a las sanciones de Estados Unidos, expulsando a diplomáticos y limitando las operaciones de las ONGs de este país en su territorio. En un momento en donde Putin, acaba de consolidar su permanencia en el poder hasta el 2036.

Parece que el mundo ya ha asimilado al Covid-19, que sigue girando, y que no nos hemos bajado como pedía Mafalda, aunque la cosa está que arde.

El último en salir apague la luz.

Twitter: @HenaroStephanie

Stephanie Henaro

Profesora de Geopolítica

El último en salir apague la luz

Analista y comentarista mexicana. Estudió la licenciatura en relaciones internacionales en el Tecnológico de Monterrey CCM y en el Instituto de Estudios Políticos de París (Sciences-Po). Cuenta con una especialidad en política exterior rusa por el MGIMO de Moscú y una maestría en Geopolítica, Territorio y Seguridad en la Universidad de King’s College London en Inglaterra.

Lee más de este autor