La Bolsa Mexicana de Valores (BMV) tuvo una semana negativa, en la cual perdió 2.27% respecto al viernes previo, debido a la incertidumbre generada por temas comerciales, tensiones geopolíticas y el proceso electoral en el país.

Este viernes, el principal indicador accionario, el S&P/BMV IPC, se colocó en 45,666.77 unidades, con lo cual en el mes acumula una caída de 5.57% y en el año una baja de 7.47 por ciento.

Del 14 al 18 de mayo, la BMV sólo ganó en una sesión y perdió en cuatro. La semana pasada, la atención de los inversionistas se centró en las negociaciones de los acuerdos comerciales entre las principales economías del mundo, sobre todo, las tensiones entre Estados Unidos y China.

A eso se suma la renegociación del Tratado de Libre Comercio entre Estados Unidos, México y Canadá, el cual podría continuar negociándose en las próximas dos semanas; además, la especulación de que la Reserva Federal continuará con su proceso de normalización de tasas y la tensión política en Italia reflejaron volatilidad en el mercado de capitales.

Las emisoras que tuvieron las mayores ganancias en la semana fueron Quálitas con un avance de 10.07% y Cidmega con 7.45%; por el contrario, las principales bajas las tuvieron Minera Frisco y Sare con 14.29 y 9.76%, respectivamente.

Wall Street también cae

El índice S&P 500 cayó el viernes tras una sesión volátil, ya que las acciones de bancos y de fabricantes de microprocesadores pesaron en el referencial, mientras los inversionistas lidiaron con las conversaciones comerciales entre Estados Unidos y China.

Los tres principales índices de Estados Unidos anotaron caídas semanales, debido a que el mercado reaccionó a reportes de la cumbre comercial entre Washington y Pekín, lo que hizo subir los rendimientos de los bonos del Tesoro y los precios del petróleo.

El Promedio Industrial Dow Jones cerró casi plano a 24,715.09 unidades, mientras que el S&P 500 perdió 0.26% a 2,712.97 unidades. El Nasdaq Composite, en tanto, retrocedió 0.38% a 7,354.34 puntos.

China negó las versiones de algunos funcionarios estadounidenses de que había ofrecido un paquete para reducir el déficit comercial con estados Unidos en hasta 200,000 millones de dólares, pero dijo que las consultas fueron “constructivas”, en el más reciente intercambio de mensajes que surge de la reunión.

Las acciones de Boeing Co subieron debido a las esperanzas sobre las negociaciones entre Estados Unidos y China, después de que una fuente estadounidense refirió que la compañía sería una gran beneficiaria de una reducción del déficit comercial.

valores@eleconomista.com.mx