Un estudio de la firma financiera Credit Suisse señala que 11 firmas se beneficiarán del alza en las cotizaciones del crudo tras el ataque ocurrido el fin de semana a instalaciones petroleras en Arabia Saudita.

La empresa de servicios financieros con sede en Suiza consideró a las compañías que tendrán beneficios en su flujo de efectivo por barril, y es que el precio del crudo aumentó en hasta 5 dólares por barril.

“Si la producción no puede ser restaurada rápidamente, esperaríamos que los precios del petróleo tengan una racha alcista en varios dólares en tanto el mercado eleve el riesgo geopolítico”, de acuerdo con la nota que Credit Suisse divulgó entre sus clientes.

La estadounidense Whiting Petroleum encabeza la lista, seguida por Devon Energy. En tercer sitio está Silver Run Acquisition, cuyos papeles han dado un rendimiento en el año de 48.32 por ciento.

La lista la completan Oasis Petroleum, Cimarex Energy, Antero Resources, Range Resources, Synergy Resources, Parsley Energy, Continental Resources y EOG Resources.

“Si Arabia Saudita requiere una extensión en el tiempo para restaurar la producción, estimamos un alza en los precios, como consecuencia de la insuficiencia en la capacidad disponible para compensar la pérdida en la oferta”, indica el estudio.

El sábado se registró un ataque con drones a instalaciones petroleras pertenecientes a la firma saudita Aramco, que se prevé que afecte 5% de la oferta global. Aramco es la principal compañía exportadora de crudo en el mundo y espera salir a Bolsa entre el 2020 y el 2021.

El movimiento hutí, con respaldo de Irán y que controla la capital de Yemen, se adjudicó el ataque; sin embargo, Irán rechazó la acusación y advirtió que su país estaba listo para una “guerra en toda regla”. El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, ofreció su ayuda a Arabia Saudita y condenó el ataque.

El ataque pone en entredicho la capacidad de Arabia Saudita para proteger sus instalaciones petroleras, de las que dependen principalmente sus ingresos, pese a haber invertido masivamente en su seguridad, según un reporte de AFP.

El proyecto de salida a Bolsa de Aramco, la empresa propietaria de las instalaciones, podría sufrir las consecuencias sobre su valor: si la empresa, sus infraestructuras y sus reservas están en riesgo, “los inversores querrán más por su dinero”, consideró Neil Wilson, analista de Markets.com.

[email protected]