En la última jornada de la semana, el crudo mexicano de exportación registró un avance de 1.16 dólares respecto a la sesión previa, para cotizar en 49.29 dólares por barril, informó Petróleos Mexicanos (Pemex).

Analistas de Banco Base señalan que las principales mezclas de petróleo cerraron la semana con ligeras ganancias, las cuales podrían ser consideradas como una corrección al alza, tras alcanzar niveles mínimos desde enero.

Estas ganancias se dieron principalmente durante la sesión del martes, cuando se anunció que Estados Unidos suspenderá los aranceles del 10%a “algunos bienes chinos”, hasta el próximo 15 de diciembre, lo que redujo de manera momentánea el nerviosismo en torno a la demanda por petróleo.

Explicaron que las presiones a la baja para el precio del energético se deben a que el mercado teme que la economía global pueda dirigirse a una recesión y así reducirse la demanda por el hidrocarburo.

La Agencia Internacional de Energía (EIA) mencionó en su reporte mensual que la demanda por petróleo es "frágil", ya que en el primer semestre del año ésta aumentó en tan sólo 0.6 millones de barriles diarios, lo que da en un escenario donde la oferta de crudo se mantiene amplia.

Ante esto, el precio del WTI registró un avance de 20 centavos de dólar para venderse en 54.59 dólares por barril, mientras que el Brent ganó 41 centavos de dólar y se ofertó en 58.64 dólares por barril, de acuerdo con Bursamétrica.