El nuevo proyecto de Francisco García Paramés, Cobas Asset Management, ya ha comenzado a andar y los inversionistas ya podrán invertir directamente desde mañana en los cuatro nuevos fondos de la gestora, que acaban de recibir luz verde de la CNMV. Se trata de Cobas Internacional, Cobas Iberia, Cobas Grandes Compañías y Cobas Renta. Además, el fondo Cobas Selección, que hasta el momento asesoraba Paramés pero se comercializaba bajo el paraguas de Inversis, se integrará definitivamente en Cobas AM en el mes de abril.

Y ante su puesta de largo definitiva ante los clientes, Paramés ha enviado una carta a los inversionistas a los que detalla su filosofía de inversión y da algunas pistas de la composición de su cartera. García Paramés defiende que Cobas Am es un proyecto de amplio alcance, con vocación de permanencia a largo plazo, y esencialmente distinto a otros existentes en el mercado . Y defiende que no pretende anticipar el comportamiento a corto plazo de los mercados, tan impredecibles como las personas que lo forman, sino la evolución a largo plazo de aquellos activos que nos interesan .

Añade que los fondos estarán prácticamente invertidos siempre cerca del límite legal del 99%. No estamos dispuestos a asumir los peligros derivados de la renta fija o de la liquidez, por el riesgo de depreciación de moneda que se asume, especialmente en momentos de experimentación monetaria, como el actual. La realidad es que, excepto en 1998 en la cartera española, siempre ha habido y probablemente habrá valores suficientes para alcanzar la inversión total de las carteras, a pesar de no estar dispuestos a pagar, en general, más de doce años de beneficios (PER 12x) , apunta. Sus inversiones se centrarán fundamentalmente en Europa, mercado cercano y conocido por nosotros , pero también mantendrán posiciones menores en Estados Unidos y en Asia.

La cartera modelo inicial la componen 62 valores, y la base la forman valores ya conocidos por nosotros, pues 23 compañías han estado previamente en carteras gestionadas por el equipo. Estas 23 incluyen las 9 que forman la parte ibérica de la cartera, todas ellas viejas conocidas , explica Paramés. Otros 10 valores están relacionados con las materias primas.

Aunque hace tiempo que no invertimos de manera significativa en el sector, desde 1998, la manipulación monetaria y el ajuste de precios en la mayoría de ellas, derivado del exceso de inversión en el periodo 2008-2014, hacen necesario y atractivo mantener un porcentaje de la cartera en ellas, cerca del 20% de la misma . Esta apuesta por las materias primas es una de las pocas pistas concretas que da Paramés sobre su cartera, además de citar la decisión de comprar Anglo American a finales de 2015. "Me pareció una oportunidad extraordinaria y a día de hoy cotiza alrededor de 1,400 peniques, después de multiplicarse por cinco su cotización", explica.

El resto de la cartera, 29 valores, "son compañías "nuevas", que hemos estudiado con dedicación para conocerlas con la mayor profundidad posible".

Afirma que la cartera tiene un potencial del 70%. "Este potencial puede parecer alto, pero observando la calidad de las compañías y los bajos múltiplos que estamos pagando por ellas, se comprende mejor", explica.

Para el gestor, se trata de una cartera conservadora, pues un 38% de ella la componen compañías con caja neta; una parte de estas (un 22% de la cartera) la componen compañías con un nivel de caja de alrededor del 50% de la capitalización. E incluso,cuatro compañías, que representan un 6% de la misma, tienen mayor nivel de tesorería neta que su valor en bolsa (y buenos negocios anejos).

A través de los cinco fondos que comercializará desarrollará tres estrategias básicas: renta variable ibérica, renta variable global y renta variable centrada en grandes compañías. Durante el mes de marzo, la inversión mínima es de 25,000 euros, salvo en el Cobas Selección, donde el mínimo es de una participación, lo que se extenderá a los otros cuatro fondos a partir de abril. Este fondo, que tiene un patrimonio de 450 millones de euros, restringirá el acceso si alcanza los 2,000 millones de euros.

Cobas AM también prevé ofertar en breve fondos de pensiones y de fondos domiciliados en Luxemburgo.