A pesar de la fuerte volatilidad que se vivió durante la segunda mitad del año pasado en los mercados accionarios del mundo, la Bolsa Mexicana de Valores fue durante el 2013 un buen espacio para el financiamiento de las empresas, ya que se reportaron 18 ofertas públicas, 12 de las cuales fueron de acciones y 6 de fideicomisos de inversión en bienes raíces (fibras), algo no antes visto en los últimos años.

Lo anterior implicó que se realizaran ofertas públicas en el mercado accionario por un monto mayor a 159,000 millones de pesos, según datos de la propia BMV.

El año pasado, se listaron nuevas compañías, entre las cuales destacó Ienova, por ser la primera del sector energético, así como Lala, además de Volaris.

En el caso de los fibras, se listaron Fibra Shop, Fibra Terrafina, Fibra Inn y Fibra Danhos, en tanto que Fibra Uno y Fibra Hotel acudieron al mercado para ampliar sus ofertas públicas.

Estos instrumentos lograron captar más de 56,000 millones de pesos, muy superior a lo obtenido en el 2012, cuando se reportó una suma de 27,729 millones de pesos.

Sin embargo, el 2013 también fue un periodo de altibajos, debido a la volatilidad internacional, que llevó al Índice de Precios y Cotizaciones (IPC) a cerrar en repetidas ocasiones con variaciones negativas. De forma tal que, en el año, el indicador reportó una caída de 2.24 por ciento.

Hubo dos aspectos fundamentales que influyeron en este comportamiento. Por un lado, la indefinición que se tenía sobre la política de estímulos monetarios del gobierno de Estados Unidos, que finalmente se esclareció en diciembre, con el inicio del recorte de la compra de bonos.

Por otro lado, influyó el bajo crecimiento económico de México, la discusión sobre las reformas estructurales en el país, así como la lenta inversión pública en infraestructura, explica Georgina Ruiz, subdirectora de Análisis de Multiva.

GRUMA, MÁS DE 100%

Un dato a destacar es la ganancia que tuvo el año pasado Gruma, la empresa fabricante de tortillas y productos de maíz más grande del mundo, la cual ascendió a 152.2 por ciento. Tan sólo en el tercer trimestre reportó una utilidad neta de 702 millones de pesos, esto es un incremento de 75% con respecto al mismo periodo del 2012.

En segundo lugar, estuvo Promotora y Operadora de Infraestructura (Pinfra), con un alza en sus acciones de 81 por ciento. El tercer sitio fuer para Alsea, la cadena de marcas de restaurantes, que adquirió a Vips. Sus títulos se apreciaron en el año 60.5 por ciento.

En el otro lado de la balanza estuvo Grupo Peñoles, que perdió 48.1%, seguido de Mexichem con una caída de 22.2% y Elektra con un desplome de 18.5 por ciento.

Infografia

[email protected]