El banco europeo HSBC registró un aumento de sus utilidades anuales menor de lo esperado y develó el martes sus planes de emitir títulos para captar 7,000 millones de dólares con los que reforzar su capital, en momentos en que el presidente ejecutivo Stuart Gulliver da paso a un nuevo equipo directivo.

Gulliver deja su puesto después de más de siete años a cargo del mayor banco de Europa en términos de capitalización bursátil, que atravesó una ardua reestructuración que ha costado miles de puestos de trabajo. Pero ahora, gracias también a un entorno de mercado más favorable, los cambios están empezando a dar sus frutos.

"En mi opinión, mi desempeño ha sido satisfactorio", dijo Gulliver sobre su periodo como presidente ejecutivo, mencionado el estable flujo de dividendos y la reestructuración que él impulsó.

La utilidad de HSBC Holdings antes de los impuestos se ubicó en 17,200 millones de dólares en 2017, respecto a los 7,100 millones de dólares registrados el año anterior, pero no alcanzó la media de las estimaciones de 17 analistas encuestados por Thomson Reuters, situada en 19,700 millones de dólares.

Las acciones de HSBC perdían 3.5% en Londres a las 12:20 GMT, golpeadas por la decepción de los inversores en torno a los resultados.

Sin embargo, Hugh Young, jefe para Asia de Aberdeen Standard, uno de los primeros diez inversores en el banco, dijo a Reuters que los resultados eran "respetables".

"El equipo que pronto dejará la dirección de la empresa ha hecho un buen trabajo ordenando y redireccionando, y al mismo tiempo abre un marco de posibilidades bastante amplio", añadió Young, destacando además el potencial de revalorización para los inversores, a medida que HSBC avanza hacia el objetivo de 10% del rendimiento sobre recursos propios (ROE, por sus siglas en inglés).

Las estimaciones de ganancias de los analistas no tuvieron en cuenta la provisión de 1,300 millones de dólares que HSBC fijó en 2017, generada por la reforma de impuestos en Estados Unidos que tuvo un impacto sobre las empresas.

La cifra de utilidades del banco de hace un año reflejaba una amortización de 3,200 millones de dólares del fondo de comercio en el negocio de banca privada y el impacto de la venta de activos en Brasil.

HSBC dijo que estaba planeando una emisión de Capital Tier 1 -el nivel de calidad más alto de las reservas de capital- de entre 5,000 millones y 7,000 millones de dólares durante la primera mitad de 2018, y afirmó que emprendería una recompra de acciones cuando lo estime conveniente. 

Multiplica por siete su beneficio neto en 2017 

El banco HSBC anunció este martes un beneficio neto atribuido de 9,683 millones de dólares en 2017, más de siete veces superior al del año anterior, fruto de la amplia reestructuración lanzada en 2015.

El grupo con sede en Londres pero activo en todo el mundo y en particular en Asia, había logrado un beneficio atribuido de 1,299 millones de dólares en 2016.

"Estos buenos resultados demuestran la fuerza y el potencial de HSBC", declaró su director ejecutivo saliente Stuart Gulliver, que este mismo martes cede el testigo a John Flint.

"Los beneficios ajustados de todos nuestros sectores de actividad han progresado y hemos terminado el programa de transformación lanzado en 2015", prosiguió. "HSBC es más sencillo, más fuerte y más seguro de lo que era en 2011".

Estos resultados ilustran la recuperación de HSBC, sacudido por los escándalos y por resultados financieros decepcionantes. El banco anunció en 2015 que reduciría 50,000 empleos en el marco de un plan de reestructuración mundial, incluyendo la venta de sus actividades en Brasil y Turquía.

Esta cura de adelgazamiento buscaba liberar medios financieros que le permitieran anclarse más fuertemente en Asia.

Su beneficio antes de impuestos se duplicó con creces en 2017 hasta los 17,167 millones de dólares.

El presidente del grupo, Mark Tucker, indicó sin embargo que aunque el banco era optimista para la economía mundial en 2018, la actividad podría verse perturbada por diversos factores como "el aumento de las tensiones internacionales" o "la amenaza del proteccionismo".

erp