Para Pioneer Investments no es un único elemento el que motiva la renovada turbulencia en los mercados emergentes. El cuarto fondo de inversión más antiguo de Estados Unidos cree que una combinación de factores globales y regionales puede subyacer a la venta masiva actual, que involucra notablemente a los mercados emergentes de bonos, según opina su Titular de Bonos de Alto Rendimiento y Mercados Emergentes Globales, Yerlan Syzdykov, en un comunicado.

El principal factor global es el tapering, es decir, la reducción de los estímulos monetarios de la Reserva Federal de Estados Unidos, que fue anunciada hace ya tiempo y que ahora se encuentra en pleno proceso. La Reserva Federal quería transmitir tranquilidad en lo que respecta al ritmo del tapering, que no es probable que se acelere si los datos económicos internos no son demasiados fuertes. El informe más reciente del mercado de trabajo se encontraba, en realidad, en el lado más sensible de las expectativas. Sin embargo, la mayoría de los inversionistas que se apegan a los mercados emergentes para obtener rendimientos adicionales ya han mostrado signos de decepción ante la evidencia de un deterioro económico, que puso algo de presión en baja a las monedas locales , abunda Pioneer Investments en su comunicado.

Además, el cuarto fondo de inversión más antiguo de Estados Unidos cree que el final previsto para la política de dinero barato, que es el motor principal de la búsqueda de rendimientos, vino acompañado de una mayor preocupación con respecto a la habilidad de los cinco frágiles, Sudáfrica, Turquía, India, Indonesia, Brasil, de financiar el crecimiento con inversiones extranjeras.

Los inversionistas probablemente no estaban bien preparados para que los aspectos básicos específicos de cada país volvieran a mover los mercados , considera Yerlan Syzdykov.

Por último, el especialista de Pioneer Investments subraya que ha habido un mayor número de problemas nuevos que sobrecargaron al mercado por lo que el apetito de riesgo de los inversionistas presentó una caída. Dados todos estos factores, los inversores piden mayores primas de riesgo y no podemos descartar que vaya a continuar la fijación de precios nuevos en la clase de activo en los próximos meses.

fondos@eleconomista.com