El viaje de Didi Chuxing comenzó en las calles invernales de Beijing en el 2012. Hoy, su siguiente ruta es hacia la Bolsa de Nueva York.

La compañía china de transporte compartido inició el proceso para llevar a cabo una Oferta Pública Inicial (OPI) para obtener 4,471 millones de dólares, según los documentos presentados a la autoridad regulatoria de Estados Unidos (SEC por sus siglas en inglés).

Didi tiene previsto comenzar a cotizar el miércoles 30 de junio, tras una breve presentación a inversionistas. Su valor de mercado sería de 70,000 millones de dólares, según The Wall Street Journal, sin embargo, otros medios valoran a la empresa en 100,000 millones, tras haber sido valorada en 62,000 millones de dólares durante su última ronda de financiamiento. Sería la mayor salida a Bolsa de una empresa china en Estados Unidos, después de Alibaba.

La compañía respaldada por SoftBank Group, Tencent Holdings, Alibaba y Uber, planea vender hasta 331.2 millones de American Depositary Shares (ADS), considerando la opción de sobreasignación, a un precio de entre 13 y 14 dólares.

Los recursos serían usados para tecnología, crecer su negocio fuera de China y lanzar nuevos productos.

Según el prospecto de colocación, Morgan Stanley manifestó el interés en suscribir 750 millones de dólares en acciones, en el punto medio del rango de la OPI. El fondo de inversión del gobierno de Singapur, Temasek, también está dispuesto a adquirir acciones, por 500 millones de dólares.

Más atractivo que Uber y Lyft

“Hay algunas características que podrían hacer de Didi una inversión más atractiva que Uber o Lyft, que han tenido resultados distintos en Bolsa, pero también hay riesgos”, escribió en un análisis el especialista Billy Duberstein en The Motley Fool, un sitio de análisis financiero.

Desde que salió a Bolsa, Uber mantiene plana su cotización, a 51.73 dólares desde su primer cierre de 41.57 dólares del 10 de mayo de 2019.

Lyft, la compañía estadounidense de alquiler de vehículos con conductor, desde su debut en Wall Street el 29 de marzo del 2019, ha registrado una caída de 21.44 por ciento.

Didi, fundada por Cheng Wei y Jean Liu, opera en 4,000 ciudades en 16 países y atiende a más de 493 millones de usuarios activos anuales en su plataforma global, según la presentación.

En sus primeros cinco años la plataforma ofrecía a los usuarios, mediante una aplicación en teléfonos inteligentes, ofertas de transporte tales como viajes compartidos tradicionales, bicicletas y bicicletas eléctricas, chofer y limusinas de lujo.

Didi registró 41 millones de transacciones en promedio diario durante los 12 meses terminados el 31 de marzo de 2021.

Didi tiene una participación de mercado estimada del 90% en China y genera el 90% de sus ingresos totales de su segmento China Mobility, mediante el cual ofrece viajes compartidos, taxis, choferes y servicios de enganche.

La empresa, dominante en el mercado de transporte compartido chino, compró en 2016 a su rival Uber China.

Didi asegura que está construyendo el futuro de la movilidad, al avanzar de los servicios de viajes compartidos y entrega de alimentos hasta inversiones en vehículos autónomos e incluso bicicletas compartidas.

La plataforma tiene negocios de arrendamiento y planes de mantenimiento para los automóviles y una red de carga de vehículos eléctricos. Tiene más de 1 millón de vehículos eléctricos en su red. Incluso cuenta con la red de arrendamiento de vehículos más grande de China, con 3,000 socios y más de 600,000 vehículos bajo arrendamiento.

En 2015 se fusionó con su rival chino, Kuaidi Dache, cambiando de denominación a Didi Chuxing.

El conglomerado japonés SoftBank es el principal accionista de Didi, con una participación del 21.5% a través de su filial Vision Fund. Tencent Holdings posee el 6.8 por ciento. Mientras Uber actualmente posee un 12.8%, desde una participación inicial del 17.5 por ciento.

El año pasado sus ingresos disminuyeron 8%, a 21,630 millones de dólares, debido a la reducción de pasajeros por la pandemia.

Además, tuvo pérdidas por 1,600 millones de dólares, aunque reportó una ganancia por 30 millones de dólares en el primer trimestre de este año. (Con información de Reuters)

judith.santiago@eleconomista.mx