Eran considerados el equipo soñado en el mundo de los negocios. Dos gurús de las finanzas encabezando el mayor fondo de inversión en bonos del mundo. Y todos daban por seguro que Mohamed El-Erian se convertiría en el sucesor de Bill Gross cuando el fundador de Pimco decidiera dar un paso al costado.

Pero desde la renuncia del ex director ejecutivo, a fines de enero, ha quedado al descubierto las enormes tensiones que se habían venido acumulando entre ambos en medio de una encarnizada batalla de egos.

Desde el quiebre, las acusaciones y recriminaciones se han sucedido, revelando una trama de intrigas y conspiración digna de un thriller.

Teléfonos intervenidos?

El último en lanzar un golpe fue Gross, quien habría acusado a su ex aliado de ser el verdadero autor del artículo publicado el 24 de febrero por The Wall Street Journal sobre los problemas de convivencia al interior de Pimco.

Durante una entrevista telefónica con Reuters, el inversionista aseguró tener evidencias de que El-Erian escribió la nota, y que con ello intentaba enlodar su imagen. Estoy tan aburrido de que Mohamed intente sabotearme , alegó. Consultado por la agencia sobre si podía revelar estas evidencias el jefe de Pimco estalló: Ustedes están de su lado. Grandioso, ya los tiene. Enredados con su encanto los maneja con un dedo .

Y aunque no quiso volver a referirse a sus pruebas, dio una señal acerca de cómo podría haberlas obtenidos, ya que según la agencia de noticias, habría reconocido durante la entrevista que monitoreaba las comunicaciones de su principal ejecutivo.

Poco después, sin embargo, un vocero de Pimco desmintió estas versiones a través de un comunicado enviado por correo electrónico: El señor Gross no realizó la declaración que Reuters le atribuye. Él niega categóricamente haber afirmado que alguna vez haya escuchado las conversaciones telefónicas del señor El-Erian o que el señor El-Erian haya ‘escrito’ ningún artículo en algún medio de prensa .

De todos modos, precisó que como cualquier compañía regulada, Pimco está obligada a mantener registro de las comunicaciones de sus empleados para ayudar a asegurarse de que se cumplan las políticas de la empresa .

?Separados por la Fed?

Según el artículo de The Wall Street Journal, las fricciones entre ambos personajes comenzaron a aumentar a medida que crecía el ritmo de los rescates entre los partícipes de sus fondos. En 2013 los activos administrados de Pimco cayeron en 80,000 mdd, luego de que los activos emergentes en que invertía fueran duramente golpeados por el retiro de estímulos de la Reserva Federal de Estados Unidos.

Contenido de la Red Iberoamericana de Prensa Económica

[email protected]