En los últimos meses del 2011, Cemex logró reducir su deuda gracias a una generación de flujo de efectivo que tuvo origen en compensaciones provenientes de Venezuela y venta de activos, esperando que hacia el 2012 la reducción sea de alrededor de 800 millones de dólares.

En el reporte al cuarto trimestre del 2011, Cemex anunció que recortó su deuda financiada consolidada a 15,466 millones de dólares al cierre del 2011.

Lo anterior ante una generación de flujo libre de efectivo por 307 millones de dólares, derivado de una venta de activos por 255 millones de dólares y las compensaciones de la nacionalización de su filial en Venezuela, por 240 millones en efectivo.

Cumplimos con nuestros convenants financieros durante el 2011 y los hubiéramos cumplido aun sin el beneficio por la compensación de nuestros activos en Venezuela , dijo Fernando González, vicepresidente ejecutivo de Finanzas y Administración de la cementera.

La reducción del apalancamiento y los números presentados por Cemex allanaron las expectativas de los inversionistas en torno de que Cemex podrá cumplir con su pacto de reducir su apalancamiento hacia junio del 2012 a 6.5 veces , dijo Barclays Capital.

Cemex recortó sus pérdidas netas a 1,994 millones de pesos, batiendo la expectativas del consenso.