Las principales bolsas de valores de Europa cerraron con fuertes pérdidas este jueves. Las plazas accionarias del viejo continente se hundieron en su peor sesión en dos meses, porque las preocupaciones sobre el estancamiento de la recuperación económica y por el Covid-19 llevaron a los inversionistas a los bonos.

El índice italiano FTSE MIB lideró las pérdidas, con un movimiento de -2.55%; seguido por el español Ibex 35, con una pérdida de -2.31%, y el CAC 40 francés, que cayó -2.01 por ciento. El índice alemán DAX se movió -1.73%, mientras que el índice FTSE 100, de la bolsa londinense, registró un retroceso de -1.68 por ciento.

El índice de empresas de alta capitalización Euro Stoxx 50, que incluye a las 50 compañías con mayor valor por capitalización de la zona euro, concluyó las operaciones con una pérdida de -2.13%, con sólo dos de sus componentes en verde. Las pérdidas las encabezó la empresa española Iberdrola, con -4.58 por ciento.

"Lograr una inflación de 2% no será fácil", dijo Jai Malhi, estratega de mercados globales de J.P. Morgan Asset Management. "Ahora que la inflación baja está incluso más afianzada en la zona euro, este cambio del Banco Central Europeo significa que la política seguirá laxa aún más tiempo", añadió el analista.

El deterioro de los indicadores económicos en el continente, así como en Estados Unidos y China, ha afectado a la confianza de los inversionistas. Asimismo, el aumento de los casos de coronavirus y la propagación de la variante Delta han generado más problemas mientras los países intentan frenarla.

jose.rivera@eleconomista.mx

Con información de Reuters