El recorte a la tasa de interés por parte del Banco del México (Banxico) realizado la semana pasada es un factor que disminuye la presión al mercado de valores mexicano; sin embargo, la escalada en la guerra comercial entre Estados Unidos y China y la sombra de un juicio político al presidente Donald Trump son una limitante.

“La acción del Banxico de bajar tasas de interés en principio sí tiene un impacto positivo sobre la Bolsa en las próximas semanas, lo que se necesita un poco es que cambie este tono un tanto de nerviosismo que hemos visto estos días por temas externos, hay inestabilidad por los temas políticos en EU y por lo que se viene, una reunión importante entre este país y China a mediados de octubre”, refirió Jorge Gordillo, director de Análisis de CIBanco.

El jueves pasado, el Banxico recortó en 25 puntos base la tasa de referencia para dejarla en 7.75 por ciento.

El viernes la coyuntura internacional se complicó. Medios de EUdifundieron que el gobierno de Donald Trump quiere limitar las inversiones de dicho país en China, así como deslistar a las empresas chinas del mercado de capitales en NY.

Carlos González Tabares, director del Área de Análisis de Monex, tiene una perspectiva menos positiva sobre el impacto de este recorte en las bolsas mexicanas, pues considera que ya estaba descontado por el mercado, y que los participantes del mercado estarían a la expectativa de más ajustes a la baja; sin embargo, no ve esto viable al menos en el corto plazo.

“Considero que en gran parte el recorte ya estaba descontado por el mercado y lo que creo que podríamos estar viendo es un mercado en espera de ver mayores recortes del banco y mucho más pronunciados”, opinó González.

Sin embargo, reiteró que dadas las circunstancias locales e internacionales, la autoridad monetaria mexicana debe ser prudente en su política, “y eso podría limitar mayores avances para el mercado accionario”.