La Bolsa Mexicana de Valores (BMV) cayó este martes, a pesar del mayor apetito por el riesgo en los mercados financieros después de la revisión que hizo el Fondo Monetario Internacional (FMI) a su proyección para la economía mundial.

La plaza bursátil retrocedió luego de haber registrado ayer su mayor avance en lo que va de 2021, que llevó al índice principal a tocar su mejor registro desde octubre de 2018.

El referencial índice S&P/BMV IPC, integrado por las acciones de las 35 firmas con más liquidez en el país, cedió -0.54% a 47,985.43 unidades y el índice FTSE BIVA, de la Bolsa Institucional de Valores (Biva), se movió -0.53% a 983 unidades.

S&P/BMV IPC

Al interior del índice de referencia la mayoría de los componentes se apreciaron, con 22 valores en verde y 13 en rojo. Cemex y Walmex encabezaron las pérdidas, con -3.34% y -2.62%, además de Grupo Financiero Banorte, con -2.15 por ciento.

El FMI mejoró su expectativa para la expansión de la economía mundial, que pasó a 6% desde una cifra de 5.5% prevista hace tres meses. También mejoró el pronóstico para la economía de México de su dato de 4.3% previo hasta 5 por ciento.

"El FMI pronostica [crecimientos] de 5% para 2021 y 3% para 2022, lo que implica que en 2023 seguiremos aún debajo del nivel precrisis", afirmó la directora de Análisis de Banco Base, Gabriela Siller.

jose.rivera@eleconomista.mx