El rally del peso parece no haber terminado y el avance que el lunes mostraba en mercados internacionales continuó ayer, hilando con ello cuatro jornadas a la alza, apoyado por una mejoría en el ánimo de los inversionistas a escala global.

El tipo de cambio alcanzó mínimos intradía de 12.6164 pesos por dólar en medio de una sesión de debilidad generalizada del dólar y de mayor apetito al riesgo esperando que Grecia no caiga en una moratoria de pagos. No obstante, dicho nivel no logró consolidarse y la sesión cerró en 12.6694 pesos por dólar, un avance de sólo 0.06% para el peso.

A pesar de registrarse pérdidas en el mercado de deuda, la moneda mexicana continuó su rally de apreciación , escribieron analistas de Monex en una nota.

Los movimientos del mercado de divisas fueron impulsados por las noticas sobre el avance en las negociaciones entre Grecia y sus acreedores , concluyeron.

El avance del peso vino de la mano del de otras divisas, mientras que el dólar extendía la racha bajista que inició el pasado 13 de enero. El alza, sin embargo, fue menor al del real brasileño que subió 0.17% a 1.7244 unidades por dólar.

EURO, EN MÁXIMOS DE OCHO SEMANAS

En tanto, en la zona euro la divisa comunitaria alcanzaba máximos de ocho semanas sobre 1.3270 dólares, para luego acotar su avance y cerrar con ganancias de 0.9% en 1.3254 dólares. En lo que va del año, el euro ha ganado sólo 2.35%, otras divisas, principalmente emergentes, han tenido mayores avances.

A pesar de que el rally ha sido generalizado entre las divisas con mercados emergentes frente al dólar, favorecidas por la liquidez internacional en un contexto de menor aversión al riesgo, el peso mexicano ha logrado colocarse entre las monedas con mayor fortalecimiento en lo que va del año , mencionó Joel Virgen, analista de Banamex, en una nota sobre el mercado.

En lo que va del año, el peso se ha apreciado 9.3% y el real 8.2%, mientras que el rublo ruso ha caído 7.24% y el rand sudafricano 6.18 por ciento.