Apple podría ver un impacto en sus ganancias anuales del nuevo arancel de 10% propuesto por el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, a las importaciones chinas desde el 1 de septiembre, dijeron el viernes analistas del Bank of America Merrill Lynch (BofA).

“Nuestra matemática indica que el impacto de las nuevas tarifas será de aproximadamente entre 0.50-0.75 dólares, golpeando a las ganancias cerca de 0.30-0.50 dólares por cada iPhone”, indicó la correduría.

Las acciones de Apple, que informaron una mejora sorprendente en su fortuna en China a principios de la semana pasada, cayeron 2.12% el viernes, a 204.02 dólares en el NASDAQ, lo que se sumó a pérdidas similares un día antes después de que Trump rompiera una tregua comercial con China, que había durado poco más de un mes.

Estados Unidos y China han estado encerrados en una guerra comercial marcada por aranceles de ojo por ojo desde el año pasado. Las tensiones han perturbado las cadenas de suministro mundiales y agitado los mercados financieros.

La nota de BofA también preveía la posibilidad de que Apple pudiera aumentar los precios de los iPhone en aproximadamente 10%, reduciendo la demanda en 20%, o alrededor de 10 millones de unidades.

Apple efectivamente redujo los precios del iPhone en China a principios de este año, luego de que las tasas de cambio de moneda hicieron que los teléfonos fueran demasiado caros para muchos consumidores chinos.

A nivel mundial, las ventas de iPhone cayeron 12%, a 25,990 millones de dólares en el último trimestre reportado, después de caer 17% en el segundo trimestre.