Decenas de buzos mantienen la búsqueda de las cajas negras del avión de AirAsia que se estrelló en el Mar de Java el pasado 28 de diciembre con 162 personas a bordo.

La Agencia de Búsqueda y Rescate de Indonesia precisó que los trabajos enfrentan fuertes corrientes marinas, lo que ha impedido que se llegue a la cola de la nave, que se detectó la víspera.

Los buzos y al menos seis barcos equipados con detectores submarinos trabajaban en la zona donde fue vista la cola del avión, indicó por su parte Suryadi B. Surpiyadi, un funcionario en Pangkalan Bollo, el lugar más cercana al sitio del accidente.

Respecto a los cuerpos de las personas a bordo, se han encontrado 40 y siguen desaparecidos 122.

En total 84 buzos participan en la operación para encontrar las cajas negras del avión, y si se confirma la ubicación de la cola del Airbus accidentado, probablemente sea sacada a la superficie por una grúa capaz de levantar 70 toneladas.

erp