Washington.- El Senado encabezado por los republicanos autorizó el jueves una ley que aprueba la construcción del oleoducto Keystone XL.

La votación, con 62 sufragios a favor y 36 en contra, impulsó una prioridad para los republicanos, envalentonados por sus recientes triunfos electorales, a pesar de que la Casa Blanca ha amenazado con vetar esta legislación. Keystone es la primera de muchas batallas del partido contra el presidente en torno a la energía y el medio ambiente.

mfh