ISLAMABAD.- El Parlamento de Pakistán condenó el sábado el asalto de Estados Unidos para hallar y matar a Osama bin Laden, pidió una revisión de las relaciones con Washington y advirtió que podría cortar las rutas de abastecimiento a las fuerzas estadounidenses en Afganistán si hay más incursiones de ese tipo.

El jefe de inteligencia de Pakistán fue citado diciendo que estaba dispuesto a dimitir por el asunto de Bin Laden, que ha avergonzado al país y abierto las sospechas de que los agentes de seguridad paquistaníes sabían donde se escondía el jefe de Al Qaeda.

El viernes, dos suicidas atacaron una academia paramilitar en una ciudad del noroeste del país, matando a 80 personas, en lo que combatientes talibanes paquistaníes reclamaron como el primer acto de venganza por la muerte de Bin Laden el 2 de mayo.

El ataque secreto de Estados Unidos en la guarida de Bin Laden en la ciudad de Abbottabad, a 50 kilómetros al norte de Islamabad, ha tensado las ya difíciles relaciones de Washington e Islamabad.

También ha provocado la crítica interior contra el Gobierno y el Ejército, en parte porque Bin Laden había permanecido durante años oculto en Pakistán, pero también por el fracaso para detectar y frenar la operación de Estados Unidos para capturarle.

El Parlamento (...) condena la acción unilateral en Abbottabad que constituye una violación de la soberanía de Pakistán", se dijo en una resolución tras la comparecencia de los funcionarios de seguridad en el organismo legislativo.

Pakistán ha negado las absurdas insinuaciones de que las autoridades sabían del escondite de Bin Laden dentro de un complejo de altos muros muy cerca de la principal academia militar del país.

El Gobierno de Estados Unidos no ha acusado a Pakistán de complicidad en la ocultación de Bin Laden, pero ha dicho que debe haber existido algún tipo de red de apoyo, que quiere descubrir.

Pakistán tiene un largo historial de utilizar milicianos islamistas como representantes, especialmente para contrarrestar la influencia de su rival India, otra potencia nuclear.

Miembros de las dos cámaras del Parlamento dijeron que el Gobierno debería revisar sus relaciones con Washington para salvaguardar los intereses nacionales de Pakistán y también pidieron el fin de los ataques estadounidenses contra milicianos con sus aviones no pilotados.

Además, solicitaron que una comisión independiente investigue el caso Bin Laden.

apr