El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, se tomó algo de tiempo libre este miércoles en la cumbre de Asia-Pacífico para un cometido algo extraño: hacer preguntas al magnate chino de Internet Jack Ma y a una joven emprendedora filipina sobre los lazos entre gobierno y negocios en un panel de debate.

Obama bromeó con el excéntrico fundador y presidente ejecutivo de Alibaba Group Holding Ltd., que busca mejorar su acceso a mercados foráneos como Estados Unidos.

NOTICIA: Alibaba tiene nuevo CEO, pero Ma aún lleva las riendas

Durante el debate, celebrado en los márgenes de la cumbre del Foro de Cooperación Económica del Asia Pacífico (APEC) de Manila, el mandatario estadounidense preguntó a Ma sobre cómo cree que los gobiernos y las compañías establecidas pueden ayudar a los jóvenes emprendedores.

"El gobierno es simple: simplemente bajen los impuestos o no los apliquen a estos chicos", respondió Ma ante una ola de risas y aplausos de los ejecutivos en el público.

NOTICIA: Alibaba estima obtener un billón de dólares en ventas

"Sus colegas presidentes ejecutivos le aplauden mucho", bromeó Obama en respuesta.

Obama alabó también a la relativamente desconocida emprendedora filipina Aisa Mijeno, profesora de ingeniería que inventó una lámpara alimentada por agua salada. El presidente sugirió a Ma que invierta en la compañía de su compañera en el panel de debate luego de que la profesora afirmó que busca financiación para producir sus lámparas en masa.

NOTICIA: Alibaba rompe récord de ventas por Día de los Solteros

"Es solo una idea", dijo Obama, lanzando una mirada sugerente a Ma. "Aquí, haciendo de casamentero un poco", agregó.

Ma sonrió en respuesta y afirmó que Alibaba destinó en los últimos seis años el 0.3% del ingreso total de su compañía para animar a los jóvenes a que encuentren soluciones al cambio climático y otros problemas medioambientales.

erp