Querétaro, Qro. La Sala Regional del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) determinó anular las elecciones de presidente municipal en los municipios de Querétaro y Huimilpan, en ambas demarcaciones se  había entregado la constancia de mayoría de votos a candidaturas de coaliciones del Partido Acción Nacional (PAN).

Las determinaciones de la sala regional se emitieron durante sesión efectuada en la madrugada de este jueves 27 de septiembre.

En el caso de la capital queretana, donde se había dado como ganador al candidato –del PAN, Partido de la Revolución Democrática y Movimiento Ciudadano- Luis Bernardo Nava, se determinó que en el proceso electoral hubo injerencia del presidente municipal interino, Enrique Correa Sada, por lo que los magistrados coincidieron en anular la elección.

Tras la emisión del fallo, Nava Guerrero anunció que recurrirá a la Sala Superior del Tribunal.

“Los procedimientos de nuestras instituciones tienen criterios variados y a veces opuestos. Respetamos la resolución que emitieron los magistrados del @TEPJF_MTY sin embargo no la compartimos y recurriremos a la Sala Superior del Tribunal, para defender el voto de los ciudadanos”.

Durante el proceso electoral, la diferencia de votos entre el candidato panista y el candidato de Movimiento Regeneración Nacional (Morena) Adolfo Ríos, fue de solamente 1,500 votos.

En tanto, en la lección de Huimilpan se revirtió el triunfo de la candidata postulada por el PAN y PRD, Leticia Servín, por haber usado elementos religiosos como parte de su campaña electoral.

Pese a haber ganado con un amplio margen de votos, la sala regional determinó que la candidata utilizó reiteradamente una propaganda político-electoral que incorpora símbolos religiosos para posicionarse ante el electorado.

En ambos casos, el TEPJF concluyó que se revocará la declaración de validez de las elecciones en dichas demarcaciones, así como los otorgamientos de constancia de mayoría expedida a favor de los candidatos panistas, además de la asignación de regidurías por el principio de representación proporcional.