Tijuana, BC. La Cámara Nacional de Comercio, Servicios y Turismo (Canaco-Servytur) de Tijuana, avala los nuevos esquemas respecto a los procesos de importación de autos; sin embargo, hay comerciantes que lo consideran un negocio recaudatorio.

De acuerdo con el Servicio de Administración Tributaria (SAT) desde el 2 de mayo pasado las reglas para importar autos usados cambiaron para los empresarios dedicados a este rubro. Parte del nuevo proceso consiste en la creación de un registro de empresas que en Estados Unidos proveerán el historial de los vehículos.

También se crea un sistema en el que los verificentros estadounidenses compartirán información con el sistema nacional de aduanas, para que el SAT pueda conocer si el automóvil cumple con la Norma Oficial Mexicana que rige las emisiones contaminantes en el país.

Al respecto, el expresidente de Canaco-Servytur en Tijuana, Gilberto Leyva Camacho, dijo que solamente cuatro empresas son reconocidas por la autoridad hacendaria para certificar que los vehículos proceso de importación cumplen con las normas ambientales.

Lo anterior limita a los empresarios a sólo acudir con esas empresas que, aseguró, ahora pueden hacer negocio con una política recaudatoria que prácticamente ha desaparecido casi 80% de los negocios que se dedicaban a importar carros usados que traen de Estados Unidos.

Además, aseguró que otro problema es que con los cambios, realizar la verificación y obtener el historial vehicular tendrá un costo mayor que puede rebasar los 100 dólares, cuando actualmente su precio ronda entre los 60 dólares.

Por su parte, el actual presidente de Canaco-Servytur en Tijuana, Mario Escobedo Carignan, dijo que las nuevas reglas de importación garantizan el cumplimiento de la normatividad para introducir automóviles extranjeros a México.

Asimismo, reconoció que se tomó en cuenta la necesidad del gremio, ya que se realizó una ampliación al horario de atención, que anteriormente era de 9 a 12 horas y ahora será de las 8 a las 13 horas.

[email protected]