La sala del Tribunal para Menores del estado ha sentenciado a dos jóvenes por incurrir en delito de grafitear, sostuvo la juez del tribunal, Mariela Ponce Villa.

Explicó que, regularmente los casos, no llegan hasta la sala de sentencia, ya que se resuelven directamente en el Ministerio Público. Ambos casos, destacó, han sido por reincidencia.

Cuando se trata de conductas que no son graves por la ley penal, hay la posibilidad de que se resuelvan a través de procedimientos alternativos, como es la conciliación. Si el adolescente que pinte una barda paga el daño al ofendido y le otorga un perdón se soluciona , destacó.

Ponce Villa sostuvo que en el caso del menor que incurrió en realizar pinta en uno de los arcos del Acueducto queretano, en caso de llegar a la instancia del juicio, estaría atendiéndose en febrero del próximo año.

En noviembre pasado un menor pintó el monumento histórico de la capital queretana; sin embargo, fue puesto a disposición de las autoridades. De acuerdo con la juez del tribunal de menores, el menor se encuentra vinculado a proceso.

Está en el juzgado en fase de preparación, a mí se me va a dar a conocer en fase de juicio, ya está vinculado a proceso, se formuló la acusación y el juez de preparación dio a conocer que consideró que había elementos para vincularlos a proceso, que hay probables participantes y que va a continuar el procedimiento judicial , precisó.

Explicó que este tipo de conducta está considerada como no grave, por lo que se imponen medidas de orientación y protección para cumplir en libertad y están sancionadas con máximos de 4 a 6 años.