Las intensas heladas registradas en el norte del país han afectado en mayor medida a la agricultura de Sonora y Sinaloa, que presentan daños en 24,000 y 133,500 hectáreas de cultivos, respectivamente.

Los productores de ambas entidades manifestaron su preocupación ante esta contingencia ambiental, pues se esperan por lo menos 25 frentes fríos más, lo cual podría generar un panorama como el que se vivió en la crisis del 2011.

El presidente de la Asociación de Agricultores del Río Fuerte del Sur, Ulises Robles, refirió que les preocupan las próximas semanas, porque el clima ha estado muy inestable y estamos pendientes de que no suceda una catástrofe como la del 2011 .

Dijo que prevén que las afectaciones incrementarán, pues los cultivos se encuentran en pleno desarrollo vegetativo.

En tanto, Guillermo Gastélum Bon, presidente de la Asociación de Agricultores del Río Culiacán, alertó que existe la gran preocupación porque se están pronosticando tormentas invernales en el Valle de Culiacán (y) hemos esta con temperaturas muy bajas .

Frijol, papa y hortalizas, los más afectados

Los cultivos más afectados por las nevadas y heladas han sido los de frijol, papa y hortalizas.

Al respecto, Jesús Lucas Varela Valenzuela, director general de Desarrollo Rural y Capitalización al Campo de la Sagarhpa Sonora, explicó que hablar de cerca de 8,000 hectáreas con daños totales y más de 16,000 con daños parciales sí refleja una afectación en la economía de los productores y de la región .

Precisó que en los últimos días se registraron nuevamente heladas, pero aunque más breves, la entidad ha amanecido con temperaturas por debajo de los cero centígrados.

Ulises Robles explicó que en Sinaloa, durante las heladas los cultivos en la entidad tuvieron daños parciales, pero muy significativos, por lo que suman 30,000 hectáreas de frijol afectadas, 12,000 de maíz blanco con pérdidas totales y el resto en siembras de hortalizas.

Implementan programas para resarcir daños

Jesús Lucas Valenzuela, de la Sagarhpa, explicó que se están coordinando con dependencias del gobierno federal, como la Sedesol, para solventar algunas de las necesidades que se han presentado en el sector productivo.

Las hortalizas generan mucha mano de obra y, al verse afectado el cultivo, se pierde una fuente de empleo, por lo que junto con Sedesol se está manejando un programa de empleo temporal que está en vías de autorización , detalló el funcionario.

El funcionario comentó que actualmente se están evaluando los daños en terrenos de 20 o menos hectáreas de cultivo, los cuales están incluidos dentro del programa federal de atención a desastres naturales, puesto que las áreas mayores a 20 hectáreas ya no entran en el programa.

Al respecto, Guillermo Gastélum Bon dijo que un importante sector de agricultores no está de acuerdo con este tipo de esquema, ya que aproximadamente 8,000 productores de Sinaloa tienen cultivos mayores a las hectáreas consideradas y son ellos quienes producen 70% de la cosecha estatal.

[email protected]