La Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) validó los títulos de asignación de aprovechamientos de aguas superficiales otorgadas por la Comisión Nacional del Agua (Conagua) al gobierno de Sonora para operar el Acueducto Independencia. Ello implica que esta construcción podrá trasvasar hasta 75 millones de metros cúbicos del vital líquido al año de la cuenca del Río Yaqui a la cuenca hidrológica del Río Sonora en Hermosillo para consumo humano.

Por mayoría de cuatro votos a favor y uno en contra, los ministros que componen la Primera Sala del Máximo Tribunal, resolvieron asimismo invalidar el procedimiento de Impacto Ambiental del Acueducto Independencia, por lo que ordenó Ejecutivo Federal a través de la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat) que en un plazo de 30 días naturales, siguientes a la ejecución de la presente ejecutoria, otorgue garantía de audiencia al municipio de Cajeme, Sonora.

Esta determinación surgió luego que la Primera Sala resolviera este miércoles sendas controversias constitucionales presentadas por los municipios de Cajeme y San Ignacio Río Muerto contra el Acueducto Independencia.

Los municipios en cuestión demandaron, entre otros asuntos, la falta de cumplimiento de la normatividad aplicable en materia de Ley General de Equilibrio Ecológico y Protección al ambiente, así como la omisión de notificarles cualquier procedimiento administrativo tendiente a resolver la autorización para el proyecto de construcción u operación del Acueducto Independencia para trasvasar las aguas.

Esos títulos han quedado firmes (…) Eso quiere decir que esto ya es patrimonio de los sonorenses: el Acueducto Independencia y el agua que se trasvasa por ahí , afirmó Carlos Espinoza Guerrero, Secretario de la División Jurídica del gobierno de Sonora, en entrevista posterior al fallo.

ana.langner@eleconomista .mx

mfh