Puebla, Pue. El gobierno interino de Puebla habrá ejercido en los siete meses de gestiones 56,000 millones de pesos del presupuesto para este año que fueron alrededor de 96,000 millones, por lo que el mandatario electo, Miguel Barbosa Huerta, quien entrará en funciones el 1 de agosto, tendrá disponibles 40,000 millones, es decir 41.6%, para los cinco meses restantes.

Así lo dio a conocer el secretario de Finanzas y Administración, Jorge Estefan Chidiac Charbel, quien sostuvo que en estos meses de trabajo se aplicó una política de austeridad para dejarle recursos suficientes a las autoridades entrantes.

Mencionó que el gobernador actual Guillermo Pacheco Pulido ha sostenido encuentros con su sucesor para iniciar con el proceso de transición, pero a la par dejar un presupuesto que permita sacar los proyectos y programas que impulse la nueva administración o darle continuidad a los existentes.

En el caso de recursos para infraestructura, el gobierno saliente dejará 800 millones de pesos de 2,100 etiquetados en la Ley de Egresos 2019, es decir, ejercerá un 38.1% restante.

Además de los recursos restantes se dejarán 11 proyectos con expedientes validados para que sean licitados por la gestión actual.

5 millones para la transición

Chidiac Charbel comentó que el gobierno actual destinó 5 millones de pesos para la transición, para que el mandatario electo pueda disponer de ellos para la contratación de especialistas como parte de su equipo de entrega-recepción.

Indicó que también en este proceso se tuvo austeridad, por lo que se destinaron 2 millones de pesos menos para la transición respecto a los 7 millones que se gastaron entre el exmandatario pasado Antonio Gali Fayad y la mandataria fallecida Martha Erika Alonso Hidalgo.

Sobre su permanencia en el cargo, confirmó que no seguirá, porque la dependencia se dividirá en dos, además que no ha recibido invitación formal alguna de Barbosa para seguir en la administración entrante.

Y es que el gobernador electo comentó el fin de semana pasado que lo invitó a se seguir en la estructura gubernamental, en alguna área por definir, por su capacidad y experiencia en la función pública.

“Estaré dispuesto a colaborar por el bien de Puebla, pero no he recibido invitación alguna del gobernador Miguel Barbosa”, insistió Jorge Estefan en entrevista este martes.