Practicar la caridad para el fortalecimiento de la fe es el llamado que la Iglesia católica hace a los fieles para vivir el tiempo de la cuaresma, afirmó el vocero de la Diócesis de Querétaro, Saul Ragoitia Vega.

En conferencia de prensa, recordó que el 2013 ha sido instituido como el año de la fe, por lo que la Iglesia se ha dado a la tarea de promover el conocimiento de la religión católica, dado que consideró como lamentable el alejamiento de los fieles por desconocimiento.

Ragoitia Vega destacó que la Cuaresma es un periodo para la conversión y una buena oportunidad para descubrir la fe cristiana, por lo que se han planteado tres caminos: el ayuno, la práctica de la caridad y la oración, que deben enfocarse en un plano espiritual.

Es de actitud y lo hemos destacado muchas veces: no por rezar mucho significa que estés más cerca de Dios, no por ayunar mucho por tradición significa que ya estás viviendo la caridad. Deben ser los caminos profundos con una gran actitud cristiana de cara a Dios, de cara al prójimo y sin engañarse a sí mismo , afirmó.

El vocero de la Diócesis hizo un llamado a los católicos a conocer su fe, amarla y vivirla, pues sólo entonces entraremos en esta dinámica propia del tiempo de Cuaresma, como periodo de preparación para la semana mayor, la Pascua , afirmó el prelado.

socorro.cordova@eleconomista.mx