Tijuana, BC. La depreciación del peso frente al dólar no frenó la fuga de consumidores de Baja California hacia Estados Unidos, de acuerdo con un estudio del Colegio de la Frontera Norte (Colef).

Alejandro Díaz Bautista, investigador del Colef, informó que de acuerdo con sus estimaciones, la fuga de consumidores creció 25% este año, al pasar de 6,000 millones de dólares en el 2013, a 7,500 millones.

Las filas en las garitas de cruce internacional registran esperas de más de dos horas, con reportes de más de 350 vehículos y más de 1,000 peatones, sobre todo en fines de semana, comentó.

Por el contrario, el comercio fronterizo de Baja California habrá perdido entre 20 y 30% en ventas, por la competencia de los comercios en el sur de California, donde el Impuesto al Valor Agregado (IVA) es de 8%, frente a 16% que se aplica en esta entidad.

En lo que va del año, la moneda mexicana se ha depreciado 12.8% con respecto al billete verde, para contizar en 14.8 pesos.

La volatilidad del tipo de cambio que hemos experimentado en las últimas semanas no ha detenido la fuga de consumidores en la temporada navideña , advirtió.

Subasta es buena medida

El investigador advirtió que la volatilidad del tipo de cambio y la baja del precio internacional del petróleo, que cotiza por debajo de los 50 dólares por barril, son un problema económico serio que constituye una amenaza para la economía mexicana.

En política económica, lo primero que tenemos que proteger son las finanzas públicas, porque una parte muy importante de los ingresos del gobierno federal y de los gobiernos estatales, a través de las participaciones, derivan del petróleo , comentó el académico.

Aunque el Banco de México y la Secretaría de Hacienda ya intervinieron para proteger al peso, apuntó el académico, se requieren acciones económicas con mayor decisión, pues este panorama podría desalentar el ambiente de las inversiones que se realizarían en materia de energía y, particularmente, en hidrocarburos.

La Comisión de Cambios, integrada por la Secretaría de Hacienda y el Banco de México, informó que tratará de reducir la volatilidad y dotará de liquidez al peso, por lo que se decidió salir al mercado a vender diariamente 200 millones de dólares , refirió.

Recordemos que Banxico utilizó este mecanismo de apoyo al peso en el 2011, cuando subastó diariamente 400 millones de dólares de manera temporal .

Dicha medida fue avalada también por el Consejo Coordinador Empresarial de Tijuana, cuyo dirigente, Juan Manuel Hernández Niebla, indicó que las reservas de dólares con las que cuenta México representan alrededor de 191,000 millones, las cuales deben utilizarse en caso de contingencias como la actual.

El tipo de cambio siempre debe ser un reflejo de la situación macroeconómica de nuestro país, la cual, con el reciente incremento en el endeudamiento y la caída de los volúmenes y precios petroleros, sigue siendo todavía estable, por lo que no se justifica un esquema tan especulativo como el que se está viviendo .

[email protected]