Monterrey, NL. A la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex) Nuevo León le preocupa la intención de algunos legisladores de gravar más a la economía con el alza de tasas y cobrar nuevos impuestos, en lugar de crear incentivos fiscales a la inversión.

“Nos parece una aberración, es ir en contra de toda lógica. México está inmerso en un profundo bache, el peor en su historia, y tener que pagar más impuestos es como dar el tiro de gracia a la economía” indicó Iván Rivas Rodríguez, director de la Coparmex en Nuevo León.

Cabe mencionar que el pasado 1 de septiembre, la bancada de Morena en el Senado presentó una iniciativa para aumentar de 1.2 a 5 pesos por litro a refrescos en el Impuesto Especial sobre Productos y Servicios (IEPS). En el caso de alimentos con densidad calórica de 200 kilocalorías o mayor por cada 100 gramos, aumentaría de 8 a 25 por ciento.

En ese sentido, el directivo recalcó que “lo que tiene que hacer el gobierno es crear incentivos fiscales a la inversión, como la deducción inmediata, facilitar el pago de los impuestos a los dueños de las micro, pequeñas y medianas empresas (mipymes) para ayudarlas en su liquidez y se consiga volver a reactivar sus negocios".

Un análisis de la Coparmex Nuevo León, con datos de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, mostró que del primer semestre del 2013, al mismo periodo de este año, el monto recaudado del Impuesto sobre la Renta (ISR) aumentó 102.8 por ciento.

La reforma fiscal que entró en vigor el 1 de enero del 2014 generó una serie de modificaciones, como limitar y eliminar deducciones, y aumentó las tasas del ISR a las personas físicas, entre otras.   

Los recursos pasaron de estar en manos de las empresas a las del erario público, sin los efectos esperados. Antes de la pandemia por Covid-19, la economía estaba creciendo por encima del 2% anual, mientras que la recaudación del ISR lo ha hecho en un porcentaje superior.

En el primer semestre, el monto recaudado por ISR fue de 968,446 millones de pesos, mientras que lo registrado en el 2013 fue de 477,589 millones.

La recaudación de ISR representó en el primer semestre de este año 55% del total de ingresos tributarios.

Rivas Rodríguez demandó al gobierno federal la implementación de un programa emergente de apoyo fiscal y financiero hacia las mipymes, para evitar que la caída de la economía empeore.

estados@eleconomista.mx