Cancún, QR. La Secretaría de Turismo de Quintana Roo informó que el arranque este fin de semana de un vuelo chárter que enlazará diversas ciudades de Estados Unidos con la isla de Cozumel permitirá el incremento en más de 15% de la oferta de asientos aéreos hacia este destino.

Se trata de un proyecto del grupo Bee Travel en alianza con la agencia Nexus, a través de Vacation Express, los cuales inauguraron su primer vuelo chárter al Aeropuerto Internacional de Cozumel.

En la primera etapa de operación, se espera la llegada de 60 vuelos, cada uno con 150 plazas aseguradas para un periodo tradicionalmente no alto para la isla de las golondrinas.

La temporada de los vuelos chárter concluirá el próximo 5 de septiembre y atenderá a turistas de las ciudades estadounidenses Baltimore, Chicago, Cincinnati, Dallas, Nashville, Newark y Pittsburgh, el vuelo chárter ofrece cuatro días de estancia en la isla de las golondrinas.

Al respecto, la secretaria estatal de Turismo, Marisol Vanegas Pérez, reconoció el esfuerzo tanto de Nexus como de Bee Travel para atraer más turismo a Quintana Roo.

Por su parte, Miguel González Castelán, director de Bee Travel, comentó que la alianza con Nexus y el Grupo Aeroportuario del Sureste se está logrando duplicar la conectividad de Cozumel con la de Estados Unidos.

“Siempre hemos sido una familia a la que nos encanta la isla, que queremos seguir detonándola y ahora con este nuevo vuelo de Vacation Express estamos muy contentos”, dijo.

Alertas

Hasta antes de la llegada de los nuevos vuelos chárter, la isla de Cozumel temía severas repercusiones a su actividad turística por las alertas de seguridad emitidas desde el 2017 por el gobierno de Estados Unidos.

La primera fue en agosto del año pasado, cuando la isla fue enlistada en el travel warning del gobierno estadounidense junto a Playa del Carmen, Cancún y Tulum como ciudades en las que en los últimos meses había incrementado el número de homicidios y se solicitaba a los ciudadanos estadounidenses tener “precaución” en caso de visitar alguno de estos destinos.

El segundo episodio fue el de febrero pasado, cuando estalló un artefacto en un transbordador de la empresa Barcos Caribe que cubría la ruta marítima Playa del Carmen-Cozumel. La Embajada de Estados Unidos emitió una alerta de seguridad que prohibía a empleados del gobierno estadounidense usar esa ruta marítima; sin embargo, esta restricción fue retirada apenas unos días después.

La Secretaría de Turismo de Quintana Roo ha informado que ninguno de estos hechos ha afectado el flujo de turistas entre Estados Unidos y los destinos del Caribe mexicano.

[email protected]