El titular de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT), Jorge Arganis, afirmó que las acciones que se implementan para que México recupere la categoría 1 por parte de la Administración Federal de Aviación de Estados Unidos (FAA, por sus siglas en inglés), que incluye la reestructura de la Agencia Federal de Aviación Civil (AFAC), no responderán únicamente a la coyuntura y se buscan efectos de largo plazo.

Durante su comparecencia en el Senado de la República con motivo de la glosa del tercer informe de gobierno, dijo que en este momento se encuentran en el país un equipo de asesores de la FAA, de acuerdo al convenio de colaboración existente y que el próximo mes habrá una nueva visita.

La degradación a categoría 2 a la autoridad aeronáutica, anunciada el pasado 25 de mayo, impide a las aerolíneas de México incrementar actividades hacia Estados Unidos, mientras que las de ese país no tienen limitante.

“Es una preocupación que no me deja dormir”, manifestó ayer el funcionario a los legisladores, con la certeza de que no puede dar una fecha para solucionar la situación.

Como primera acción referida, está la reestructuración de la AFAC (antes Dirección General de Aeronáutica Civil), porque tras la degradación ocurrida en el 2010, similar a la actual por no cumplir con todos los requisitos establecidos en las auditorías de la FFA, no se cumplieron todos los requerimientos prometidos para volver a la categoría 1, porque no hay evidencia.

“Los representantes de la FAA nos dijeron que se deben establecer procesos que soporten que en el tiempo se mantengan los niveles requeridos a la autoridad aeronáutica y no que sea una cuestión de momento, sino que se mantengan”, explicó Arganis.

Otra acción es el plan de acción elaborado con la asistencia de la FAA para solventar los hallazgos y las deficiencias de la auditoría que realizaron previamente y motivó la degradación.

“Hacemos todo nuestro esfuerzo para recuperar lo más pronto posible la categoría. Se solicitaron recursos a la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) y ya hemos contratado personal, tanto para inspectores como para capacitación, además tenemos equipos de control de aviación que se requieren para la revisión de la seguridad de todas las operaciones”, agregó el funcionario.

A tiempo, la terminal de Santa Lucía

Otro de los cuestionamientos que hicieron los senadores al titular de la SCT se vinculó con la próxima inauguración del Aeropuerto Internacional Felipe Ángeles (AIFA) y dijo que confía que estará en el tiempo prometido.

Incluso, existe el acuerdo de que en enero la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) les deberá entregar la torre de control, ya equipada, para que entre en funciones personal de la dependencia previo a la apertura.

“La SCT, por conducto de la AFAC, está llevando a cabo un seguimiento puntual de cada una de las obras e instalaciones electromecánicas, así como aeronáuticas del AIFA. Tenemos 10 inspectores que están viviendo, literalmente, en el campamento de la obra desde el 2020. Ellos llevan a cabo precertificaciones de cada obra o instalación”, agregó el secretario de Comunicaciones y Transportes, Jorge Arganis.

alejandro.delarosa@eleconomista.mx