Grupo Televisa sorprendió a América Móvil con la creación de una novedosa oferta de televisión en vivo y de paga más contenidos bajo demanda como lo es Izzi TV. Pero AMX todavía puede responder dentro de sus posibilidades regulatorias con un OTT que corra por sus propias redes, por las de terceros y con el respaldo de Telmex, pues no existe impedimento legal para un servicio que incluso pueda llamarse Telmex OTT o Uno TV OTT debido al poder comercial de ambas marcas.

Existen motivos en los que Teléfonos de México, de América Móvil, podría fincar sus argumentos para lanzar un servicio de contenidos bajo demanda u OTT sin que la ley lo obstaculice, dijeron especialistas.

NOTICIA: UnoTV o must carry, ¿qué debe investigar el IFT a Telmex?

Y de lanzar Telmex una oferta en este rubro, estaría entonces presionando a la competencia a mejorar los precios y calidad de contenidos OTT a favor del usuario y presentando además un nuevo frente ante la expansión de Televisa en el negocio de las telecomunicaciones, pese a que aún se cuestiona el éxito de Blim en solitario.

Un argumento en el que Telmex puede sustentar el despliegue de un OTT deriva de que no existe en México y en prácticamente ninguna parte del mundo una regulación puntual que alcance a estos servicios. Pero el juicio más importante se basa en que el Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT) resolvió hace unas semanas que los contenidos que transmite Uno TV no son servicios de televisión, sino video que no se transmite de manera lineal, que no se consigue por medio de una suscripción como para afirmar que son TV de paga y porque puede consumirse desde redes de Internet distintas a la de Telmex.

undefined

Teléfonos de México, por un lado, pudiera echar mano de los contenidos que genera la productora Uno TV, allegarse de productores independientes e incluso de youtubers para configurar un OTT generalista o uno muy específico, ahora que la misma América Móvil ha venido advirtiendo que se están abriendo oportunidades para los servicios over the top para nichos muy particulares.

En México las aplicaciones sobre Internet, en el ámbito de los contenidos, no cuentan con regulación restrictiva. Una empresa no requiere obtener una concesión para desarrollar un OTT de video sobre Internet, pues realmente el marco jurídico no contempla que sea así , apunta Jesús Romo de la Cruz, analista de Telconomia.

NOTICIA: El futuro de Telmex en la TV de paga está por la vía del satélite

Esta es una alternativa posible para Telmex. Esa empresa puede ampararse en el sentido de que la resolución del IFT acerca de que la distribución de video por banda ancha no es televisión y que por tanto no se afecta el apartado 1.9 de su título de concesión. Quedaría entonces en Telmex en qué tipo de OTT crear, general o enfocado a nicho, que conviva con su Clarovideo , destaca Ramiro Tovar, especialista en telecomunicaciones del ITAM.

Los analistas del sector apuntan a que Telmex, con el respaldo del músculo financiero de América Móvil para hacerse de producciones, definiría qué tipo de contenidos enviaría a las redes para diferenciarse de los competidores OTT.

Netflix, Clarovideo, Blim, ya vinieron por su tajada, pero quedan otros mercados por atender y Telmex tiene un stock de donde puede agarrarse. La clave para ellos y todos los demás es el diferenciador de contenido , dice Ramiro Tovar, del ITAM. Una posibilidad pudiera ser aquella en que AMX-Telmex mantengan a Clarovideo como plataforma básicamente de series y películas, y a la nueva propuesta dotarla de contenidos deportivos como los de Río 2016 o con la contratación de otro tipo de producciones particulares, por ejemplo.

NOTICIA: Carlos Slim prepara a Star One ante un posible Telmex TV

La consultora Boston Consulting Group informó en junio que en el negocio mundial de los OTTs se perfila una industria con ingresos por 86,000 millones de euros para el año 2020, donde los over the top más innovadores lograrán una mejor participación.

Los operadores están tendiendo a desarrollar OTTs bajo diferentes formatos y en la mayoría de los casos tienden a generar una opción plausible de ser paquetizada con su oferta de banda ancha y tratando de sacar provecho de algunas debilidades, por ejemplo, de Netflix , escribe en un correo electrónico Carlos Blanco, analista de la consultora Dataxis. La apuesta por los contenidos propios aún no es una práctica tan generalizada entre los operadores de América Latina. América Móvil es, de momento, de los pocos que se han atrevido. Aunque Telefónica posee un fuerte brazo audiovisual, de momento no ha incursionado en el desarrollo de productos específicos para sus plataformas OTT .

Ahora mismo sobre el IFT pesa un nuevo dilema: definir si la transmisión del noticiero de Uno TV por el canal de paga 52Mx de MVS, que a su vez ya se transmite por señales multiplexadas de canales abiertos del Grupo Multimedios significa o no una vulneración al título de concesión de Telmex.

Eso tocará, en su caso, definir al IFT , dice Jorge Bravo, director editorial de Mediatelecom Policy & Law. Pero mientras, la ventaja de Telmex es que la regulación en todo el mundo no se ha enfrentado con Internet y no existe impedimento legal contra todos esos servicios que corren por las redes y los operadores, ni siquiera contra el preponderante. Estos son nuevos negocios que se insertan en la economía digital y lo más que han logrado los reguladores es que cumplan con las leyes fiscales y que no deterioren la calidad de las redes. Allí hay una oportunidad .

undefined

abr