Los compromisos de mitigación adoptados internacionalmente en Copenhague para evitar un aumento de temperatura mayor a los 2 grados centígrados no dan garantía de lograr este objetivo.

Lo que se tiene ahora sobre la mesa de obligaciones representa únicamente 60% de lo requerido para alcanzar este objetivo, indicó el subsecretario de Planeación y Política Ambiental de la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat), Fernando Tudela Abad.

A nivel nacional, tenemos que hacer más para mantener el esfuerzo, afianzarlo y así plantear lo que el propio Programa Especial de Cambio Climático sugiere, expuso Tudela Abad. No obstante, existen debilidades políticas que costarán un esfuerzo mayor.

Tal es el caso de la eficiencia energética, pues si bien este sector tiene metas y proyectos de mitigación, existe también el problema de los subsidios.

En los debates políticos, explicó el Subsecretario, se plantea la posibilidad de bajar el precio de la gasolina, lo que para el funcionario de la Semarnat resulta sumamente preocupante, ya que regalar subsidio a un sector que no es el más pobre es injusto e ineficiente .

Actualmente se otorgan unos 170 millones de pesos en este tipo de subsidios. En ese sentido, explicó y abundó en que el uso de combustibles no está tomando en cuenta el costo del perjuicio ambiental; es decir, no se está cobrando por emitir los gramos por kilómetros de CO2 equivalente por emplear el automóvil. Es obvio que cuanto más barato sea un recurso, más lo voy a utilizar , reflexionó Tudela Abad.

Detalló que combatir el cambio climático costará a las naciones 2% del Producto Interno Bruto; costo elevado para los países emergentes. No obstante, aseveró que, de no atender este problema, a mediano plazo podría representar hasta 20% del Producto Interno Bruto.

MITIGACIÓN, CONSIDERADA

Tudela Abad reflexionó que el Programa Especial de Cambio Climático considera cinco tipos de medidas de mitigación para lograr reducir 51 millones de toneladas hacia el 2012. Este plan se adoptó por el gobierno federal en el 2008 y tiene cuatro años de vida. Dentro de las medidas, se establecen programas de eficiencia y modernización de infraestructura y servicios, como por ejemplo la sustitución de aparatos electrodomésticos por otros más eficientes.

Por otro lado, establece actividades para reducir emisiones fugitivas para dejar de emitir a la atmósfera gas metano, sustancia que tiene un potencial de calentamiento global 21 veces mayor que el dióxido de carbono.

Debido a que la quema de combustibles con menor contenido de carbono reduce emisiones, se plantea sustituir combustibles y uso de tecnologías bajas o neutras de este tipo de gas. Además, se busca emplear con mayor frecuencia fuentes renovables de energía.

[email protected]