A un año de la la puesta en marcha de Ubereats en México, ya somos el quinto país más importante de 30 donde hacen entrega de sabores, por el momento la aplicación sólo da servicio en siete entidades, el reto 2018 es expandir territorio.

“México es el quinto país más grande para Ubereats en el mundo de treinta países, y la Ciudad de México es uno en el top diez de más de doscientas ciudades, en términos de cantidad de pedidos por semana”, dijo Caroline Merín, directora de la división Uber eats México.

Ubereats cumple un año de operaciones en México, ha entregado más de 10 millones de hamburguesas, 72.000 donas, y hasta se rompió un récord Guinness con una taquilla de 234,000 taquitos de pastor; sin embargo, por platillo lo que más pedimos los mexicanos fue comida japonesa, específicamente el rollo California. 

Para 2018 Ubereats y sus asociados estarán trabajando en cocinas virtuales, ello ayudará a las preparadoras de alimentos a saber en qué localidades son más demandados sus productos y tal vez todavía no cuenten con restaurante. 

Actualmente la compañía tiene presencia mediante su aplicación en Ciudad de México, Guadalajara, Monterrey, Tijuana, Hermosillo, Puebla y Querétaro; Merín compartió a El Economista que el objetivo es tener la división de ubereats en todas las entidades donde también opera Uber. 

“En 2018 tenemos unos planes muy ambiciosos de expansión, queremos llegar a todo México lo más pronto posible, entonces muy pronto pueden esperar noticias de las nuevas ciudades donde vamos a llegar el año que entra”, adelantó Merín. 

En las siete entidades donde opera están 5.000 restaurantes asociados, el tiempo de entrega son 32 minutos, de los cuales 19 corresponden a preparación, y como dato cultural, debido a que la mayoría de los restaurantes se encuentran en centros comerciales, hay un tercer jugador para que el platillo llegue a tu puerta, corredores entre el restaurante y el repartidor, a quienes también califican. 

[email protected]