Falta de confianza en la entrega; no contar con el método de pago adecuado y la preocupación por el robo de información son los principales mitos del comercio electrónico en México que el Hot Sale 2018 busca vencer, de acuerdo con Pierre Claude-Blaise, director de la Asociación Mexicana de Ventas Online (AMVO), que organiza esta campaña, la cual tendrá lugar del 28 de mayo al 1 de junio.

La seguridad y la confianza de los potenciales compradores fueron temas recurrentes durante la presentación del Hot Sale 2018, cuyo principal objetivo es atraer a más personas a que realicen su primera compra por internet.

De acuerdo con una encuesta realizada por De las Heras Demotecnia, hay una opinión dividida entre la población mexicana al respecto de la seguridad al comprar en línea. Mientras que 44% de los encuestados opinó que comprar productos o pagar servicios por esta vía es seguro, 42% de los participantes dijo que le parece inseguro realizar este tipo de transacciones.      

“Durante el Hot Sale del 2017, de las 6 millones de transacciones realizadas sólo hubo 66 quejas y las encuestas posteriores demuestran que quienes realizaron una compra en línea se sienten seguros con el comercio por internet”, dijo Claude-Blaise, quien añadió que este tipo de campañas fomentan que  mitos como el de la inseguridad se vengan abajo porque los usuarios quedan satisfechos con sus compras. 

Para Faustino Álvarez Freixas, director corporativo de Productos de Consumo de Citibanamex, hay tres elementos básicos que entran en juego cuando alguien desea hacer una compra en línea: confiar en quien está vendiendo y contar con un método de pago que ofrezca seguridad.

“Una de cada seis transacciones de nuestro portafolio de tarjetas de crédito es de ecommerce”, dijo Álvarez, para quien esto se debe a que el crédito brinda la seguridad a través de las garantías que ofrece la banca, por lo que priva como el método preferido para hacer compras en línea, aunque la tasa de crecimiento de las tarjetas de débito es del doble de las de crédito, al menos para Citibanamex.  

“Cuando se realiza la primera compra con débito es pequeña, en la que el comprador sabe que está arriesgando poco. Con el crédito pasa algo diferente, se hacen compras mayores, con mayor seguridad, porque los compradores están buscando las garantías”, dijo.  

El Hot Sale es una iniciativa creada por la AMVO, que surgió con el objetivo de impulsar el comercio electrónico en nuestro país. Durante su cuarta edición, en 2017, incrementó 4.2% sus ventas respecto a la edición 2016, alcanzando los 4,888 millones de pesos; sin embargo, el valor del ticket promedio cayó 60.9%, resultado de haber conseguido un crecimiento del 1.7% en nuevos consumidores.

De acuerdo con un estudio de la Asociación de Internet.mx , el Hot Sale es la segunda fecha, después de Navidad, que más genera expectativa de compra entre los usuarios en línea y los comerciantes esperan en esa temporada incrementar sus ventas por internet hasta 88%, lo que la coloca en tercer lugar, después de Navidad y el Buen Fin. 

(Con información de Alejandra Rodríguez y Julio Sánchez Onofre)

rodrigo.riquelme@eleconomista.mx